viernes, 16 abril 2021 13:40

El verano sin descanso de Kate Middleton

Parece que la Casa Real de Inglaterra tiene la agenda bastante más ocupada que la monarquía española durante el verano y apenas tienen vacaciones, es más, este año han visto interrumpidas sus vacaciones para asistir a una regata con fines benéficos. Aún así, Kate Middleton y Guillermo, los duques de Cambridge, sí que se han tomado unas cortas vacaciones.

¿Qué es lo que han hecho este verano los duques de Cambridge? Y, ¿Cómo le gustan los veranos a Kate Middleton? ¿Familiares o solitarios? Vamos a verlo.

KATE MIDDLETON Y GUILLERMO, DE VACACIONES EN LA ISLA DE LOS FAMOSOS

Kate Middleton

Desde la final de Wimbledon, Kate Middleton y Guillermo decidieron tomarse unas cortas vacaciones para recuperar energías entre evento y evento y es que la agenda de los duques de Cambridge estará bastante llena en los próximos meses. Así que el matrimonio real decidió dirigirse al mismo destino al que van desde hace ya una década, la isla de Mustique, situada en el Caribe.

Aquí, Kate y Guillermo, disfrutan de total privacidad por la seguridad privada que le proporciona la isla. Además, no son los únicos famosos que van de vacaciones a esta isla caribeña. Mick Jagger, Beyoncé o Brad Pitt también frecuentan esta pequeña pero lujosa isla en la que hay que abonar, como mínimo, una cantidad de 1000 dólares por noche.

Los duques de Cambridge disfrutan de la paz que les transmite este paraíso y quieren que sus tres hijos, George, Charlotte y Louis, aprendan a apreciar esos momentos en familia.

KATE MIDDLETON Y EL PRÍNCIPE GUILLERMO INTERRUMPEN SUS VACACIONES

Kate Middleton

El pasado 9 de agosto, tanto Kate Middleton como el príncipe Guillermo vieron interrumpidas sus vacaciones por el motivo de la celebración del Torneo King’s Cup. Aquí, los duques de Cambridge han ejercido de anfitriones de lujo para poder recaudar el mayor beneficio posible en Cowes.

Eso sí, todos se quedaron muy sorprendidos al conocer la participación en alta mar de los duques de Cambridge en embarcaciones diferentes. Guillermo y Kate se convirtieron, por una vez, en rivales para poder obtener más beneficios en esta campaña solidaria que se realiza en pleno verano en Inglaterra.

LA PASIÓN POR EL DEPORTE DE KATE Y GUILLERMO

Tanto Kate Middleton como su marido, el príncipe Guillermo, han mostrado siempre una gran pasión por los deportes, especialmente por aquellos que se realizan al aire libre. Y esta es una pasión que quieren transmitir a sus hijos.

Asimismo, a los duques de Cambridge les une su pasión por alta mar, una actividad que, por cierto, suelen realizar también durante sus vacaciones con sus hijos. Esta no es la primera vez que los hemos visto competir.

En 2011, poco después de su enlace, también se vieron las caras en otra competición de veleros en Canadá, mientras que en 2014, durante una visita oficial a Nueva Zelanda, tripularon algunas embarcaciones de la Copa América.

LA PEQUEÑA ESCAPADA ROMÁNTICA Y SIN NIÑOS DE LOS DUQUES DE CAMBRIDGE

Los duques de Cambridge saben aprovechar muy bien el poco tiempo que les queda libre entre acto y acto. Es por eso por lo que en el pasado mes de junio, Kate y Guillermo se tomaron un breve descanso para visitar el condado de Cumbria, en el Reino Unido.

Kate y Guillermo visitaron un pequeño establecimiento rural, el Inn on the Lake, donde compartieron un té y dulces con el personal. La cuenta de Instagram del hotel publicó imágenes de su familiar encuentro con el hijo mayor de Carlos de Inglaterra y su esposa.

Eso sí, según el propietario del hotel, “Kate comentó que esperaban estar en casa a tiempo para recoger a los niños del colegio”. Ya sabemos que la prioridad máxima de la duquesa son sus hijos, lo que les hizo volver en helicóptero a Londres, donde residen, para ir a por sus hijos.

EL VUELO LOW-COST DE LOS DUQUES DE CAMBRIDGE

Tras sus cortas vacaciones, toda la familia de Guillermo y Kate han cogido un avión comercial, es decir, low-cost, para visitar a la Reina Isabel II en Escocia, que es donde suele pasar todos sus veranos.

Este viaje de los duques de Cambridge llega pocos días después de la polémica en Reino Unido por haber multiplicado Meghan Markle y el príncipe Harry sus viajes en jet privado, una elección que no encajaría, según algunos británicos, con el activismo ecológico que defienden los Sussex.

Los duques de Cambridge se han subido a ese avión que recorría la distancia entre el aeropuerto internacional de Norwich, cerca de su casa de campo en los aledaños de Sandringham House, y el aeropuerto de Aberdeen, para visitar Balmoral, donde se encuentran Isabel II y el príncipe Felipe. Guillermo y Kate, junto a sus hijos, tomaron el vuelo de las 8.45 a.m.

DIRECTOS A LA IGLESIA DE CRATHIE KIRK

Al llegar a Balmoral, Kate y Guillermo han querido acompañar a la reina Isabel II a la iglesia Crathie Kirk, a la que tiene por costumbre acudir de los que pasa en esta localidad. Los duques se han trasladado en el mismo coche que la reina, que ocupaba el asiento trasero junto a la duquesa de Cambridge, quien no paraba de saludar y sonreír a los curiosos que esperaban en las inmediaciones de Balmoral. Por su parte, Guillermo de Inglaterra ejercía de copiloto.

Isabel II adora pasar tiempo con los suyos en la casa de Balmoral, en la que disfruta del contacto constante con la naturaleza, los animales… Una vida que a la reina le encanta. “Balmoral es donde ella puede estar verdaderamente relajada, tranquila y a solas. La reina es, en el fondo, una mujer de campo. Le encanta el aire libre y la libertad, y eso es lo que Balmoral le da”, han asegurado en varias publicaciones.

Así que este será el último destino de Kate y Guillermo antes de volver a ponerse en marcha.