Llamazares
Gaspar Llamazares junto a Ion Erro y Javier Madrazo. Foto: Blog Manuel Hernández.

Gaspar Llamazares presentó en abril de 2017 la plataforma política Actúa, que tuvo un apoyo inicial de algunos aliados de la corriente Izquierda Abierta. Era el caso de los ex integrantes de Ezker Batúa, liderados por el exconsejero del Gobierno vasco, Javier Madrazo.

Pero en los últimos tiempos esta corriente, llamada Orain-Actúa, se han distanciado de las posiciones de Llamazares y han compartido en las redes sociales un artículo de la rama astur del partido de Llamazares, Xuntos Actúa.

Este partido ha denunciado “el centralismo” de Gaspar Llamazares, que según ellos ha “pretendido adueñarse de forma antidemocrática del espacio a través de un partido con sede en Madrid”. No es la única acusación que ha recibido el portavoz de IU en Asturias.

Actúa, según denuncian sus exsocios asturianos, “debería darnos cobertura a todos en elecciones estatales y europeas y del cual se han apropiado, sin votaciones, sin asamblea constituyente, y sin participación de nadie que no pertenezca o esté en el entorno de Izquierda Abierta”.

Garzón

La guerra entre Garzón y Llamazares salpica al alcalde más emblemático de IU

Alberto Garzón vive sus peores momentos al frente de Izquierda Unida. El coordinador general se encuentra inmerso en un pulso interno que cuenta con varios frentes abiertos. La guerra más mediática es la que le enfrenta a Gaspar Llamazares.El portavoz de IU en el Parlamento de Asturias renunció ...

Xuntos Actúa aplaude también la decisión de IU “en sancionar a Izquierda Abierta y a Gaspar Llamazares por estar intentando maniatar dos proyectos de izquierda por meros intereses personales y partidistas”.

Asimismo, cree que “es necesario que la opinión publica conozca el proyecto centralista de Llamazares, que habla de federalismo mientras intenta controlar al espacio Actúa desde Madrid, colocando a dedo a los suyos, al tiempo que dinamita lo que intenta ser un proyecto plurinacional de la mano de IU”.

Por su parte Actúa Baleares, que en un principio sí que cuenta con el apoyo de Llamazares, ha anunciado que Eduardo Sánchez, exsecretario de Organización de Esquerra Unida, liderará al partido en Baleares.

LLAMAZARES, GENIO Y FIGURA

Gaspar Llamazares lleva 24 años en el candelero. Su nombre saltó a la prensa nacional en 1995, cuando IU posibilitó un Gobierno en Asturias del Partido Popular liderado por Sergio Marqués, que acabaría la legislatura en el puesto tras salvar una moción de censura que había presentado su propio partido tras la guerra con Álvarez Cascos.

Llamazares
Gaspar Llamazares y Baltasar Garzón, las dos caras más visibles de Actúa. Foto: Flickr.

En el año 2000 consiguió plaza en el Congreso y meses después tumbó la mayoría interna del PCE en IU tras ganar por un solo voto a Francisco Frutos, muy debilitado tras hundir los números de Julio Anguita ante la mayoría absoluta de Aznar.

Llamazares logró apoyos significativos como el de Anguita o Rosa Aguilar, por lo cual moderó su tono bronco con la gestión anterior y se distanció de Frutos, que había enterrado la teoría de las dos orillas para acercarse al PSOE de Almunia.

El diputado asturiano también consiguió que le votasen desde el sector más a la izquierda de IU, Corriente Roja, que de la mano de Ángeles Maestro acabaría en el entorno de EH Bildu.

ÉXITO INTERNO, FRACASOS EXTERNOS

En 2003 Llamazares volvió a ganar una Asamblea General, en este caso tras pacto recíproco con Frutos, al que ayudó a liderar el PCE. En las generales de 2004 el voto se polarizó tras el 11-M e IU cayó hasta los cinco diputados.

Este revés no supuso un debilitamiento interno del coordinador federal, que convocó otra Asamblea General y logró un ‘hat trick’ tras ganar a otro candidato del PCE, Enrique de Santiago. Cuatro años después Llamazares se presentó a volver a lidera el cartel de IU, prometiendo que abandonaría la política para volver a la medicina.

Gorka Maneiro lanzará un ‘Vox de izquierdas’ tras despreciar a Podemos

La semana pasada Vox escribía en su cuenta de Facebook que habían "llegado para quedarse". Es evidente que el auge de la formación que lidera Santiago Abascal podría estar relacionada en parte con la crispación que ha surgido en ciertos sectores de la sociedad ante la que ellos creen como tibia resp...

Y la coalición volvió a hundirse: 2 diputados, 1 de ellos de Iniciativa per Catalunya. Cayo Lara le sucedería en el cargo, pero el excoordinador general no tenía ganas de abandonar la vida pública y en 2011 probó sus fuerzas en la circunscripción electoral de Asturias, plaza donde recuperó un escaño para IU en el Congreso.

Llamazares denunció un ninguneo de Lara y en 2015 quiso volver a la política de su tierra, ganando entonces unas primarias en la federación astur de IU para encabezar la coalición. El resultado fue positivo, ya que Izquierda Unida logró mantener apoyos pese al vendaval de Podemos.

Garzón
Gaspar Llamazares en su etapa como coordinador federal de Izquierda Unida. Foto: Flickr IU.

Pero el actual de la coalición en Asturias nunca abandonó Madrid. Desde 2012 lanzó la corriente Izquierda Abierta, con la que participó en la vida interna de IU hasta que Alberto Garzón los dejó en mínimos, y esta apuesta en parte mutó en Actúa, que tiene a Llamazares o Almeida en una de las tertulias más influyentes del país, ‘Al rojo vivo’.

Actúa amenazó con presentarse a las generales de 2015 con Beatriz Talegón, que denunció las malas prácticas de Llamazares y Baltasar Garzón tras dar portazo, e Izquierda Abierta se mantuvo dentro de IU, aunque sus apoyos internos menguaron hasta el 5% que alcanzó Tasio Oliver en la Asamblea General de 2016.

Desde entonces Llamazares ha combinado sus esfuerzos en mantenerse al frente de IU en Asturias, sin descuidar Actúa, que podría dar batalla a su antigua coalición con Gaspar al frente de su lista en Asturias y con Baltasar Garzón al frente de la lista para las europeas. 

 

Comentarios