Violencia de Genero
Juanma Moreno, presidente de la Junta de Andalucía, y Francisco Serrano, líder andaluz de Vox. Foto: Gtres.

La reciente campaña andaluza contra violencia de género continúa levantando ampollas. Las polémicas fotografías, extraídas de un banco de imágenes, y el desafortunado eslogan han provocado la indignación de los diferentes partidos de la oposición.

La acción publicitaria ha reabierto la guerra sobre los cambios que el nuevo Ejecutivo andaluz está efectuando en lo referente a este tipo de violencia.  La campaña, en la que se han invertido 1,2 millones de euros, estará en funcionamiento hasta el 25 de noviembre, Día Internacional de la No Violencia contra la Mujer.

EVOLUCIÓN DEL TÉRMINO VIOLENCIA DE GÉNERO EN LA PUBLICIDAD

Las modificaciones en la forma y el mensaje son notables si se comparan con las últimas campañas lanzadas en la comunidad. La del año 2017 se llamaba “Somos tu red”. La temática apelaba al concepto de red social y establecía un símil con el mundo real. El objetivo que promovía era ayudar a las víctimas y hacer un llamamiento a la ciudadanía para que luche activamente contra esta lacra. 

En el vídeo promocional se cuenta la historia de una chica, víctima de malos tratos, a través de una red social. La joven muestra la evolución de su vida y cómo cambia después de efectuar la denuncia. Como encabezado del anuncio se utilizaba la frase “Ante la violencia de género, difunde, comparte, denuncia”.

Muy similar es la campaña de 2018. Ese año el lema era “Pasa a la Acción”. Su principal objetivo era visibilizar a las mujeres que sufren esta lacra, volver a incidir en la importancia de la colaboración ciudadana y, sobre todo, educar para que no se repitan estas acciones. Nuevamente se habla abiertamente de “la violencia contra las mujeres”

Delegado gobierno Andalucia palabras Serrano

El delegado del Gobierno en Andalucía lamenta que PP y Cs no condenen las palabras de Serrano

El delegado del Gobierno en Andalucía, Lucrecio Fernández, ha lamentado que PP y Cs "no hayan rechazado directamente" las "inapropiadas y deplorables" manifestaciones del presidente del Grupo de Vox en el Parlamento andaluz, Francisco Serrano, contra la sentencia del Tribunal Supremo sobre La Manada...

El uso de este término ‘violencia de género’ ha quedado totalmente suprimido en la nueva campaña del gobierno andaluz. En su lugar utilizan la terminología “malos tratos”. Este punto ha sido muy criticado por asociaciones feministas, partidos políticos y parte de la ciudadanía. 

Isabel Paredes, trabajadora social experta en violencia machista, califica la campaña como “muy frívola”. Paredes critica que lo único que se pretende usando la palabra malos tratos es “restar importancia al término violencia de género”. “El movimiento feminista ha luchado mucho tiempo por visibilizar esta lacra y ahora quieren dar un paso atrás”, apunta.

LA CAMPAÑA 2019: MODELOS Y SONRISAS

A las críticas por no utilizar el concepto violencia de género en los carteles, se une su estética y eslogan: “Ella ha sufrido malos tratos, pero la vida es más fuerte”. Junto a este mensaje aparecen varias mujeres felices, a pesar de que han sido víctimas de esta lacra. Sin embargo, esas mujeres son en realidad modelos extraídas de un banco de imágenes internacional. 

Su impecables sonrisas y cuidada estética ha servido para ilustrar otros anuncios publicitarios, por ejemplo, de clínicas dentales. Un aspecto muy criticado ya que, al inicio del vídeo de la campaña, se juega con la idea de que esas mujeres son víctimas reales. Según Paredes, su objetivo era “venderlo como una forma de empoderamiento”, pero “el resultado ha sido todo lo contrario”.

Violencia de genero
Una de los carteles de la campaña. Foto: Junta de Andalucía.

La experta en violencia de género añade que el eslogan “la vida es más fuerte” pone toda la responsabilidad en la mujer -“si denuncias, así vas a vivir”- y, sobre todo, se olvida de todas aquellas que han sido asesinadas intentando salir de ese problema. “No piensan en los familiares que han perdido a su hija, hermana, tía, o incluso también a sus nietos”, apostilla. 

REACCIONES POLÍTICAS A LA CAMPAÑA

El Partido Popular ha defendido a capa y espada su campaña en “positivo”. El presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, ha criticado que “se use la violencia de género como arma política” y asegura que “el Gobierno que presido jamás frivolizará con un drama que muchas mujeres sufren en silencio y por el que más de mil han sido asesinadas”.

Un mensaje muy parecido al lanzado por Juan Marín, vicepresidente de la Junta. “Es totalmente inaceptable la utilización política de la violencia machista” sostiene Marín, mientras que insiste, al igual que Moreno, que su gobierno “jamás frivolizará con el sufrimiento de todas las mujeres” que han padecido y padecen esta lacra. 

El Partido Socialista, sin embargo, ha atacado duramente la campaña. La ex-presidenta andaluza y líder del PSOE en la comunidad, Susana Díaz, critica que el gobierno andaluz “atenazada por la ultraderecha” ponga en marcha una campaña que ha calificado de “frívola”. En su mensaje, Díaz también recuerda a las 1012 mujeres muertas desde 2003.

Díaz no ha sido la única en cuestionar la fórmula adoptada por el nuevo Ejecutivo andaluz. La portavoz de Igualdad y Políticas Sociales en Andalucía, Soledad Pérez, ha mostrado su  indignación porque considera que en la nueva campaña “no se habla de machismo, se deja a la mujer como responsable de su felicidad y oculta el sufrimiento”. Y todo ello lo hacen para ser “amables con la ultraderecha”. 

Unidas Podemos tampoco está a favor del tratamiento que tienen las víctimas de violencia de género en esta campaña. Teresa Rodríguez, coordinadora de Podemos Andalucía, ha querido mostrar su descontento compartiendo un mensaje que tilda de “lamentable” la cartelería. La coordinadora, actualmente en permiso de maternidad, no ha hecho más declaraciones. 

Por su parte, el presidente del grupo parlamentario de Vox en la comunidad, Francisco Serrano, ha preferido mantenerse al margen sobre la cuestión. Serrano, famoso por sus polémicos comentarios, se acaba de incorporar recientemente de una baja por depresión que le ha mantenido semanas fuera de la actividad parlamentaria. 

VOX

Vox y sus auténticas medidas para Madrid

Ahora que Madrid ya tiene gobierno, a Vox No le vale solo promover un cambio de color en las Administraciones. Quiere aparecer en la foto y que se escuchen sus propuestas. ¿Pero qué es lo que pretende hacer exactamente en la región madrileña?Resumimos aquí algunas de sus principales iniciativas...

OTROS CAMBIOS DESDE LA LLEGADA DE VOX

Uno de los primeros requisitos que Vox exigió para apoyar la coalición entre PP y Ciudadanos fue incluir el término violencia intrafamiliar en los presupuestos andaluces. Las asociaciones feministas critican duramente la implantación de este concepto porque “quiere invisibilizar a la violencia de género”

La violencia intrafamiliar, también conocida como violencia doméstica, es aquella que se produce en el ámbito privado y que perpetra al menos un miembro de la familia contra algún otro familiar. La idea que Vox ha defendido desde sus inicios es que la ley de violencia de género debería cambiar para ser únicamente intrafamiliar. PP y Ciudadanos ya ha cedido a la inclusión de este concepto, aunque insisten en que no desplazará a la violencia de género.

Andalucía cuenta con una de las leyes en violencia de género más avanzadas de España. La norma fue reformada en el año 2018 casi por unanimidad. En ella se incluyen algunas novedades como el término feminicidio y amplía el concepto, por ejemplo, a los hijos o personas dependientes de las víctimas. Los partidos de la oposición y asociaciones feministas critican que esta ley está actualmente “paralizada” por el nuevo Ejecutivo.

Otra de las decisiones que ha tomado el Gobierno de Moreno y que están íntimamente relacionadas con la ideología de género ha sido la supresión del programa La Mirada. El espacio de Canal Sur Radio se dedicaba a la promoción de la igualdad entre hombres y mujeres, pero dejará de estar en antena la próxima temporada. Esta eliminación no ha gustado al grupo parlamentario socialista, quien ha solicitado una pregunta sobre este asunto ante la Comisión de Control de RTVA. El nuevo presidente del ente tendrá que responderla en septiembre. 

Comentarios