martes, 22 junio 2021 12:40

Garzón compara a Sánchez con Rajoy y critica que sólo mire a Ciudadanos

Alberto Garzón ha criticado duramente que el PSOE sólo tenga ojos para Ciudadanos, en su intención de buscar apoyos para ser investido como presidente del Gobierno. El coordinador federal de Izquierda Unida considera “evidente” que Sánchez busca en estos momentos un apoyo de la derecha para formar su Ejecutivo.

Así se ha mostrado Garzón durante su intervención en la Asamblea Político Social de Izquierda Unida, el máximo espacio de dirección entre congresos compuesto por cerca de 200 miembros, que se ha reunido por primera vez después del que ha calificado como “intenso” ciclo electoral.

Garzón ha comparado la situación de “volatilidad” en la que se encuentra actualmente la política española con el escenario que se abrió tras las elecciones del año 2016 y, de hecho, ha insistido en que “todo apunta a que va a ir para largo”. “El PSOE está tomando la misma estrategia de Mariano Rajoy, dejar que el tiempo transcurra mientras los demás se debilitan o se fortalecen”, ha defendido.

Asimismo, ha aprovechado para hacer un diagnóstico de la situación generada tras los últimos comicios, en la que cree que el espacio a la izquierda del PSOE “ha ido perdiendo apoyo social y electoral”, y que, por el contrario, la posición de los socialistas “ha salido reforzada”.

No obstante, cree que si bien Pedro Sánchez centró su discurso de campaña electoral en medidas de izquierdas, finalmente “ha cambiado de discurso y los tonos de las propuestas y ahora parece más inclinado a buscar apoyos de gobierno en la derecha”. “Es bastante evidente; hemos visto como después de las elecciones se anaranjaba”.

CONFLUENCIA CON PODEMOS

Respecto a su alianza con Podemos, con quienes volvieron a acudir a las urnas bajo la marca Unidas Podemos, Garzón cree que esta unidad política “no es suficiente para construir sus objetivos”, aunque, al mismo tiempo, considera que fuera de esa unidad, los resultados habrían sido “muy inferiores”.

Por ello, defiende que gracias a esa estrategia política el partido ha incrementado el número de concejales en algunos ayuntamientos y ha conseguido que algunas de sus federaciones, como las de Extremadura, La Rioja o Baleares, entre otras, hayan vuelto a tener una representación institucional que no tenían desde los años 90.

“La unidad ha permitido resistir mejor este escenario de derrota electoral”, ha concluido. Garzón considera que deben utilizar esa presencia institucional para cumplir sus objetivos de “construcción de tejido social y de mejora de los espacios de colaboración con otras fuerzas políticas y de la sociedad civil organizada o la que no lo está y hay que organizar”.

PRIORIDADES DE NEGOCIACIÓN

Entre las propuestas estrella de cara a las negociaciones con el PSOE para la formación de gobierno, Garzón ha situado como prioritarias las encaminadas “a mejorar la vida de las familias trabajadoras”, como la intervención de los precios de alquiler, o la bajada de la factura de la luz.

“Este es el eje vertebral de cualquier acuerdo con el PSOE, aunque yo no tendrían tan claro que quiera transitar sus opciones con Unidas Podemos”, ha sentenciado el líder de Izquierda Unida.