miércoles, 14 abril 2021 12:21

El PSN elige a Geroa Bai y Bildu en Navarra y Chivite será presidenta

El único gesto que podría incitar a PP y Ciudadanos a una abstención en otra investidura de Sánchez no se ha dado. El PSN gobernará con el apoyo de Geroa Bai y Podemos tras cerrar un acuerdo en Navarra, donde la presidenta será María Chivite. El Ejecutivo tendrá el apoyo de Izquierda-Ezkerra, que ha rechazado formar parte de ese gobierno. El PSN también necesita la abstención de Bildu.

El acuerdo se ha cerrado este viernes a mediodía después de que representantes de las cuatro fuerzas se hayan citado en el Parlamento de Navarra para ultimar el acuerdo y hayan estado negociando durante tres horas, una negociación que se ha alargado por las disconformidades expresadas por Podemos.

[td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”38376″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

Una vez alcanzado el acuerdo, a principios de la próxima semana, el presidente del Parlamento de Navarra, Unai Hualde, realizaría una ronda de consultas para proponer a María Chivite como candidata a la Presidencia de Navarra.

La sesión de investidura se debe convocar con un margen de tres días desde la ronda de consultas, es decir, como pronto a finales de la próxima semana.

PSN suma once escaños en el Parlamento de Navarra, Geroa Bai nueve, Podemos dos e Izquierda-Ezkerra uno, lo que da una suma de 23, a tres de la mayoría absoluta, por lo que necesitarían de la abstención de EH Bildu para que la investidura prosperara.

MARÍA CHIVITE, “MÁS QUE SATISFECHA”

La secretaria general del PSN y candidata a la Presidencia del Gobierno de Navarra, María Chivite, se ha mostrado “más que satisfecha” por el acuerdo alcanzado con Geroa Bai y Podemos este viernes para conformar un Gobierno en la Comunidad foral, presidido por la propia Chivite y en el que el PSN liderará ocho departamentos, Geroa Bai, cuatro y Podemos, uno.

Después de tres horas de negociaciones entre las tres formaciones, ya que Izquierda-Ezkerra apoya el Ejecutivo pero no formará parte de él, María Chivite ha resaltado las “responsabilidades compartidas” del futuro gobierno, que tendrá “una apuesta clara por potenciar el desarrollo económico afrontando los nuevos retos por delante”.

La líder socialista ha “agradecido” este acuerdo, “en estos momentos en los que no se ha podido llegar a un acuerdo en torno al Gobierno de España”. “Es una buena noticia para las fuerzas progresistas y de izquierdas; estamos más que satisfechos”, ha indicado, para afirmar que será un Ejecutivo “progresista, plural y de izquierdas”.

A preguntas de los periodistas, Chivite ha insistido en que en este proceso de negociación del gobierno foral “el PSN ha dicho claramente que no va a pactar con EH Bildu” y “no vamos a reunirnos con ellos”. “Ahora la decisión es de cada uno de los grupos, tanto de Navarra Suma como de EH Bildu”, ha expuesto.

Y ha señalado que lo ocurrido este jueves en el Congreso y que impidió que Pedro Sánchez fuera investido presidente no afecta a Navarra. Así, el domingo los socialistas consultarán a su militancia el acuerdo alcanzado, “una consulta que está autorizada” por Ferraz. “El secretario de Organización y la dirección del partido lo saben perfectamente”, ha dicho Chivite, quien ha detallado que en Madrid “son conocedores del organigrama que acabamos de acordar”.

Si la militancia da el domingo el voto favorable al acuerdo, “que yo creo que sí”, ha dicho Chivite, la noche del mismo domingo llamará al presidente del Parlamento, Unai Hualde, para comunicárselo y decirle que se presenta a la investidura. Así espera que el presidente pueda convocar la Mesa y Junta de Portavoces el mismo lunes para que jueves o viernes pueda celebrarse el pleno de investidura.