viernes, 23 abril 2021 03:52

El Gobierno ofrece el puerto español más cercano al Open Arms, tras considerar “inviable” Algeciras

El Gobierno ha ofrecido a los responsables del Open Arms los puertos españoles de Palma y de Mahón, los más cercanos en la ruta del buque, después de que la ONG haya descartado desembarcar en Algecidas (Cádiz) por “no ser viable” y estar a seis días de su ubicación actual. La situación a bordo ha llegado al límite. Ataques de ansiedad, enfrentamientos, y personas que se lanzan al agua desesperadas, son algunos de los episodios que se han vivido en el buque durante las últimas 48 horas, tras 18 días de espera, y con 107 inmigrantes todavía a bordo, tras el desembarcado 27 menores.

“¿Qué más tiene que pasar?” se ha preguntado el fundador de Open Arms, Óscar Camps. La cuenta oficial de Twitter de la ONG publicaba ayer, “enviada solicitud urgente a puerto para poder entrar y desembarcar a las 107 personas que llevan 17 días a bordo. Sus condiciones psicofísicas son críticas, su seguridad está en riesgo. Si sucediera lo peor, Europa y Salvini serán responsables“.

La dramática situación que se vive a bordo del Open Arms, ha llevado al Gobierno español a recular

La Marina Mercante ha trasladado este domingo dos veces una comunicación en la que pregunta a los responsables del Open Arms qué consideran necesario para que el viaje se realice en condiciones seguras y, como alternativa al puerto de Algecias, se les ofrece “el puerto español más cercano”, Mahón.

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez ofrecía primero Algeciras obligado por “la situación de emergencia que se vive a bordo” del buque, ante “la inconcebible respuesta” de las autoridades italianas, y en concreto de su ministro de Interior, Matteo Salvini, de cerrar todos sus puertos. Pero el Open Arms consideraba el desplazamiento al puerto andaluz “inviable”, al separarle casi mil millas de distancia y unos seis días de navegación.

OFERTA IN EXTREMIS DE LOS PUERTOS ESPAÑOLES

Tras días insistiendo en que España no debía ser receptor del buque Open Arms porque ninguno de sus puertos era el más cercano, las extremas condiciones ocasionadas por la incertidumbre y la espera a bordo frente a la isla italiana de Lampedusa, llevaron al Gobierno español a recular. El Ejecutivo en funciones emitió este domingo un comunicado en el que anunciaba la decisión de ofrecer Algeciras como puerto de destino del barco.

Ahora sobre la mesa, las ofertas de desembarco del Gobierno en los puertos de Palma y Mahón, a las que el capitán del Open Arms no ha respondido por el momento.

[td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”48583″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

Hasta el momento, son seis los países que han accedido a repartirse los inmigrantes que ocupan el barco. España, Francia, Alemania, Portugal, Luxemburgo y Rumanía se han mostrado acordes con acogerles. Sin embargo, Salvini se niega a que el barco Open Arms toque territorio italiano. “No en mi nombre. La única ‘inhumanidad’ es la de quienes favorecen el asqueroso negocio de la inmigración ilegal”, comentaba el ministro en Twitter.

La Comisión Europea insiste en que está dispuesta a abordar el problema, pero que para ello el Open Arms primero debe tocar tierra. “Está claro que no podemos distribuir a los migrantes si no hay un desembarco”, ha destacado en rueda de prensa la portavoz de Migración del Ejecutivo comunitario, Tove Ernst.

[td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”42864″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

Camps hacía referencia hace un par de días a la dramática situación que se vivía a bordo: “Peor que delincuentes. Esta reclusión forzada incumple las reglas mínimas para el tratamiento de los reclusos adoptadas por Primer Congreso de de la ONU sobre Tratamiento del Delincuente. Italia incumple la sentencia del Tribunal que afirma la necesidad de asistencia inmediata y urgente”, manifestaba en Twitter.