jueves, 22 abril 2021 01:17

El independentismo catalán: la discordia entre Íñigo Errejón y Ada Colau

  • La postura de Errejón sobre el independentismo le acerca más al PSOE que a Podemos.
  • En Comú Podem ha cerrado filas entorno a Pablo Iglesias.
  • Errejón tiene que decidir si finalmente se presenta en Barcelona o no. 
  • Cataluña se ha convertido en la primera piedra en el camino de Íñigo Errejón, líder de Más País. El “no” de En Comú Podem, la coalición que encabeza Ada Colau en Barcelona, no tardó en llegar. La formación catalana cerró filas entorno a Pablo Iglesias, secretario general de Podemos, poco después de conocerse el salto de Errejón al panorama nacional y sin ni siquiera consultarlo con sus bases, como han hecho en otras ocasiones. El motivo principal podría ser la postura del madrileño sobre el indepentismo catalán.

    Fuentes consultadas por MONCLOA.COM aseguran que el bloque de los comunes no estaría convencido del posicionamiento que Errejón ha defendido sobre la cuestión secesionista. El líder de Más País ha mostrado su rechazo a la independencia de la comunidad, incluso ha declarado que “un referéndum” no va a solucionar la crisis territorial en Cataluña. Un planteamiento en el que no coincide con el partido de Colau.

    REFERÉNDUM SÍ, REFERÉNDUM NO

    La alcaldesa de Barcelona ha sido criticada en múltiples ocasiones por su supuesta ambigüedad con el tema catalán, pero ella siempre ha afirmado que no está a favor de la independencia. Sin embargo, la edil considera necesaria la realización de un referéndum de autodeterminación, donde los ciudadanos puedan expresar abiertamente su opinión.

     

    [td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”53129″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

    Colau, además, también ha expresado su descontento con el encarcelamiento de los políticos del procès. Bajo su mandato, y con el respaldo de la Junta de Portavoces, se colocó un lazo amarillo en el Ayuntamiento de la ciudad condal. Colau ha defendido el acto como un signo enmarcado dentro de la libertad de expresión, porque no comparte lo que ha calificado como “judicializar la política”. 

    El planteamiento presentado por Colau es parcialmente diferente a la opinión mostrada por Errejón. El madrileño ha insistido en que la vía para solucionar el conflicto es el diálogo y en antiguas declaraciones ha sostenido que la situación “no lo va a resolver ni unas elecciones ni un referéndum”. Un posicionamiento más próximo a la línea socialista que a su antigua formación, Podemos, quien sí lo apoyaba. Eso sí, el líder de Más País ha cuestionado “los castigos” que se emplean para solucionar el dilema porque “no construyen convivencia”. 

    Con respecto a los líderes encarcelados, tras el 28-A Errejón se vio salpicado por la polémica. Al ser preguntado por esta situación, el madrileño respondió que le “pilla muy lejos” porque estaba en ese momento centrado en las elecciones de Madrid. Un comentario que no pasó desapercibido, sobre todo, en las redes sociales donde fue muy criticado. Ante este panorama, ahora el nuevo político nacional tendrá que definir en su programa qué propuestas incluye para Cataluña, donde, previsiblemente, tendrá un papel esencial el diálogo. 

    ERREJÓN: CATALUÑA SÍ O NO

    Tras recibir el “no” de los comunes, Errejón tendrá que decidir si finalmente apuesta por presentarse en la comunidad. La circunscripción de Barcelona reparte 32 escaños, un territorio que en las pasadas elecciones generales concentró casi un 12 % del total de votos. Barcelona, junto a Madrid, son los dos focos de interés de Más País.

    En Comú Podem ya ha cerrado filas entorno a la formación de Pablo Iglesias y Equo Cataluña también ha mostrado su rechazo a unirse a la candidatura del Errejón. Desde el entorno de Ada Colau entienden que la irrupción de Más País dividirá el voto de la izquierda, por ello no están de acuerdo con que se presente. Sin embargo, fuentes consultadas aseguran que dentro de la formación catalana habría discrepancias con la opinión de la dirección y que sí estarían dispuestos a sumarse a las filas de Errejón. 

    [td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”53185″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

    Algunas voces veteranas en la comunidad, como el exportavoz de los comunes en la Cámara Baja Xavier Domènech criticaba el momento que Errejón ha elegido para oficializar su candidatura. El exdirigente reconocía que “el salto era esperado”, ahora solo contribuirá a dividir el espacio progresista y manifiesta que en realidad parece que solo busca “competir con Podemos”.

    Con Cataluña en interrogación, el equipo de Errejón sigue decidiendo en qué territorios se presenta. De momento cuentan con los apoyos de Compromís, de la Chunta Aragonista, Murcia y también están respaldados por Equo. Las negociaciones continuarían con otras formaciones como Nueva Canarias, la gallega En Marea o Coalición por Melilla. Las citadas fuentes indican que el líder de Más País también contaría con apoyos tanto en Castilla-La Mancha como en Castilla y León, aunque no saben si serán suficientes para poder presentarse.