viernes, 15 enero 2021 19:38

El nieto de Franco, de la absolución a la exhumación

Francisco Franco Martínez Bordiu, nieto del dictador Francisco Franco, es uno de los personajes más polémicos de la familia del dictador. En varias ocasiones ha sido portada de revistas y periódicos, y no precisamente por sus obras de caridad. El nieto de Franco ha estado envuelto en más de una polémica, la última muy reciente.

Hace unos días nos levantamos con la noticia de que Francisco Franco se ha librado de una condena por el atropello a un Guardia Civil. ¿Qué historia se esconde tras este suceso? Vamos a conocer esta y otras polémicas del nieto de Franco.

EL ATROPELLO DE UN GUARDIA CIVIL POR PARTE DEL NIETO DE FRANCO

Franco

El 30 de abril de 2012, dos agentes de la Guardia Civil, pertenecientes al Destacamento de Tráfico de Monreal del Campo, en Teruel, observaron que un Toyota Hilux se encontraba circulando por la CN-234, en dirección a Burgos, en sentido contrario y con las luces apagadas. Este vehículo lo conducía Francisco Franco, el nieto del generalísimo.

Según el relato contado, los agentes de la Guardia Civil cambiaron el sentido de su vehículo para notificarle esta infracción al conductor del Toyota Hilux, pero el conductor, Francisco Franco, hizo caso omiso a las indicaciones de los agentes de seguridad, tanto a las indicaciones acústicas como luminosas.

Tras esto, se incorporó a un camino de tierra tras cruzar el río Jiloca para luego volver a la CN-234 y saltarse una señal de stop. El coche, además, iba a una gran velocidad e invadía constantemente el carril contrario. Ya en la A-2511, el vehículo fue alcanzado por un vehículo oficial que estacionó a su lado.

El agente le indicó que dejase el arma de fuego que llevaba, y que habían visto sus compañeros durante la persecución, pero el conductor, en vez de terminar ahí su aventura, decidió dar marcha atrás a su vehículo y dar un golpe al de la Guardia Civil.

Este impacto le produjo a un agente “cervicalgia y contractura paracervical a consecuencia de la colisión“. Tras esto, el nieto de Franco vuelve a darse a la fuga y, aunque intentan perseguirlo, los agentes de seguridad tienen que parar por problemas mecánicos.

El vehículo de Francis Franco se encontró, sobre las 12:00 horas, perfectamente estacionado y cerrado. Estaba registrado a nombre de una sociedad propiedad de Francisco Franco Suelves, el hijo de Francisco Franco.

LA CONDENA POR LA PERSECUCIÓN

En febrero de 2018, unos años después de que se hubiese producido el incidente, un juzgado de Teruel sentenció que, efectivamente, el conductor era el nieto del dictador. La decisión del juzgado se basó en que uno de los agentes lo reconoció en esa persecución. Era él quien iba al volante.

Asimismo, los testigos que Francisco Franco aportó a la vista y que le situaban en Madrid en el día de los hechos no fueron demasiado creíbles, por lo que el juzgado determinó que realmente había sido el nieto del dictador.

El Juzgado de lo Penal de Teruel había impuesto a Franco una pena de 12 meses de cárcel por el primer delito y 18 meses por el segundo, además de una multa cuantiosa al Guardia Civil que había resultado herido.

Sin embargo, meses más tarde, la audiencia provincial dio la vuelta al caso al considerar que, durante la vista, no se practico “prueba de cargo suficiente” para debilitar la presunta inocencia del nieto de Franco.

LA ABSOLUCIÓN POR EL ATROPELLO Y LA HUIDA DE LA GUARDIA CIVIL

Franco

Ahora, el Tribunal Constitucional no ha admitido el recurso de amparo que presentó la Asociación Española de Guardias Civiles. El Constitucional no acepta el recurso por no apreciar “la especial trascendencia constitucional” que exige la ley para que el tribunal estudie el caso.

Así, Francisco Franco quedaría libre de esa condena de 30 meses de prisión por delitos de atentado contra la autoridad y conducción temeraria por el Juzgado de lo Penal de Teruel, ya que ha sido absuelto por la Audiencia Provincial.

FRANCISCO FRANCO MUESTRA SU DESACUERDO CON LA EXHUMACIÓN DE SU ABUELO

El pasado mes de septiembre, el nieto del dictador fue como invitado al programa de Carlos Herrera en la COPE para hablar sobre la exhumación de su abuelo. Francisco mostró su desacuerdo con la exhumación alegando que todo es una “cortina de humo” del gobierno de Pedro Sánchez.

“A mi abuelo no le conocen las nuevas generaciones y a los españoles les importa un pito donde esté enterrado”, ha declarado. Además, Francis ha sido tajante con el gobierno de Pedro Sánchez y los ha tachado de mentirosos. “Este Gobierno no hace más que mentir, hasta a los que le han apoyado. Carmen Calvo dijo que había hablado con nosotros y es mentira. Un mes después nos enviaron un emisario. Dicen que hablaron con la Iglesia y es mentira”.

Asimismo, Francis ha declarado que no son los restos de su abuelo, sino que es una momia. Francisco Franco fue momificado antes de ser enterrado. También ha señalado que su abuelo nunca dijo que quería ser enterrado en el Valle de los Caídos, que fue una decisión del Gobierno y del Rey.

LA POLÉMICA DEL DUCADO DE FRANCO

Pero Francis Franco no es el único que ha estado en el ojo de la polémica. Carmen Martínez-Bordiu, la nieta mayor del dictador, también ha estado en el centro de los focos por convertirse oficialmente en duquesa de Franco con Grandeza de España, la posición máxima de la jerarquía de la nobleza, situada tras la Princesa de Asturias y del infante de España.

El hecho de haber heredado el ducado ha originado una gran polémica en España ya que muchos quieren eliminar este título nobiliario al conmemorar el apellido y la descendencia del dictador Francisco Franco. Pero, por el momento, parece que el ducado se queda y que Carmen Martínez disfrutará de él.