sábado, 16 enero 2021 00:45

Los guardias civiles protestan por los “recortes” a agentes embarazadas

Varias asociaciones de Guardias Civiles han anunciado acciones de protesta contra el borrador sobre jornada laboral, vacaciones e incentivos del director general Félix Azón. Las asociaciones consideran que Azón ha hecho una “nefasta gestión” con un borrador que supone una “involución” en sus derechos.

La Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) ha convocado protestas el 11 de diciembre frente a las delegaciones del Gobierno tras conocer el borrador que incluye, entre otras cuestiones, un “drástico recorte” en la nómina de las agentes embarazadas.

En su comunicado, AUGC ha criticado que se quieran modificar las actuales órdenes generales de jornada laboral, vacaciones e incentivos de rendimiento, lo que consideran que supondría “un claro retroceso para las condiciones de trabajo de los agentes, haciéndoles volver a épocas pasadas que deberían estar superadas”.

“QUEDA CLARO QUE LA INSTITUCIÓN SÓLO QUIERE A LAS MUJERES PARA CELEBRAR ANIVERSARIOS Y POSTUREOS”

Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) respecto al borrador de Félix Azón

La asociación habla de “atropello” al sostener que un guardia civil “trabaja hoy en día 150 horas más al año que un policía” y que, a pesar de ello, el director lo que propone es “reducir descansos que fueron alcanzados”. Esto supondría que los agentes de este cuerpo pasarían a trabajar “300 o 330 horas más”. “Un guardia civil trabajará dos meses más al año que un policía nacional”, sostienen.

Entre las medidas, según AUGC, se incluye “un drástico recorte en la nómina” de las mujeres guardias civiles que se queden embarazadas. “Una vez más queda claro que la institución sólo quiere a las mujeres para celebrar aniversarios y postureos”, alegan en referencia al 30 aniversario de la incorporación de la mujer. “¿Dónde está la protección a la maternidad en la Guardia Civil?”, se preguntan.

MÁS ORGANIZACIONES DE GUARDIAS CIVILES COMPARTEN LA INDIGNACIÓN

Otras organizaciones representativas también han mostrado ya su “indignación”, como es el caso de la Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC), que denuncia que la “primera norma que quiere establecer el nuevo Gobierno envía a los guardias civiles a la prehistoria en derechos, y todo ello con un director socialista”.

[td_block_11 custom_title=”” separator=”” post_ids=”60549″ limit=”1″ css=”.vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}” tdc_css=””]

Esta asociación profesional ha señalado que “no descarta manifestarse” en la calle para, de esta forma, trasladar su descontento a la sociedad.

Independientes de la Guardia Civil (IGC) también se ha referido a este “terremoto” dentro del cuerpo al entender que el plan de la Dirección General “afectaría gravemente a la conciliación familiar, llevando inexplicablemente a una involución de derechos adquiridos”.