jueves, 5 agosto 2021 17:55

Desarticulada una banda que controlaba cuatro narcopisos en Madrid

La Policía Nacional ha desmantelado en Madrid a un grupo criminal dedicado a la venta de droga a través de cuatro narcopisos ubicados en los distritos de Tetuán, Villaverde y Centro. Diez personas, de nacionalidades española, dominicana y guineana, han sido detenidas.

En los registros practicados en los narcopisos de la capital, los agentes han podido aprehender más de 1 kilogramo de heroína, 1,5 kilogramos de sustancia de corte, 35 gramos de cocaína y material para la elaboración y venta de droga. Además se incautaron 7.600 euros en efectivo.

La Policía Nacional considera que la cantidad de heroína movida por la organización criminal es de gran importancia. Esta consideración se debe a que se encuentran lejos del lugar de producción y la existencia de gran dificultad para su transporte, haciendo que sea una sustancia estupefaciente difícil de adquirir.

A los diez arrestados se les imputan delitos contra la salud pública y pertenencia a organización criminal. Tras su paso a disposición judicial, seis de los detenidos ingresaron en prisión.

ACTIVIDAD INTENSA EN LOS NARCOPISOS

La investigación policial dio comienzo en septiembre del año pasado. En aquel momento los investigadores pudieron detectar una intensa actividad de consumidores de estupefacientes en determinadas zonas de varios distritos de Madrid. Concretamente en los barrios de Villaverde Alto, San Cristóbal de los Ángeles y la zona del polígono Marconi.

Tras realizar las correspondientes pesquisas y gestiones, la Policía Nacional pudo identificar a los integrantes del grupo criminal. Además, fue posible establecer los diferentes escalones de la organización así como las funciones que realizaba cada uno de sus integrantes. La venta de droga era su único modo de vida.

EXTREMAS MEDIDAS DE SEGURIDAD

El cabecilla de la banda criminal contaba con una red de personas que actuaban como “avisadores” y que le alertaban cuando sospechaban de la presencial policial. De esta manera extremaba las medidas de seguridad para protegerse de los seguimientos policiales.

Al realizar sus desplazamientos hacía uso de una bicicleta eléctrica, la cual utilizaba como medio de transporte en el núcleo urbano. Así, trataba de no levantar sospechas sobre su ilícita actividad. Además, este vehículo le permitía desplazarse con rapidez y agilidad por las calles de Madrid, dificultando la labor de los agentes.

La operación ha sido desarrollada por agentes de la Comisaría de distrito de Usera-Villaverde. Estos fueron los encargados de llevar a cabo cuatro registros domiciliarios el pasado jueves, contando con la colaboración de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR) y realizando un total de diez detenciones.

Desarticulada una banda que controlaba cuatro narcopisos en Madrid
En los cuatro registros practicados se incautaron más de 1 kilogramos de heroína, 35 gramos de cocaína, 1,5 kilos de sustancia de corte y diferentes efectos, además de 7.600 euros en efectivo.

MÁS DE 80 NARCOPISOS DESMANTELADOS

Durante el pasado año 2019, la Policía Nacional desmanteló más de 80 narcopisos en España, además de practicar 178 detenciones por este tipo de delito. En las operaciones efectuadas se practicaron más de 90 registros domiciliarios.

En lo que respecta a las sustancias estupefacientes incautadas, durante el pasado año se intervinieron en estos narcopisos un total de 27 kilogramos de marihuana, 15 kilos de hachís, 3 kilos de cocaína, 100 gramos de heroína y más de 300 pastillas. También se aprehendieron un total de 108.000 euros en efectivo.

REPUNTE DEL CONSUMO DE COCAÍNA EN ESPAÑA

El consumo de cocaína está repuntando en España en los últimos años. Así lo advierte el Ministerio de Sanidad apoyado en el Plan Nacional sobre Drogas.

El consumo de esta sustancia estupefaciente se da en mayor medida entre los hombres, con una media de edad en el consumidor de 36 años.

En la última Encuesta sobre Alcohol y otras Drogas en España del Plan Nacional sobre Drogas – EDADES 2017-2018, se recogen datos que confirman el repunte. Se trata de una encuesta bianual que se realiza a la población general por toda España. Fruto de la misma se confirma que el 10,3% de los españoles de entre 15 y 64 años ha consumido cocaína alguna vez en su vida. Además, el 2,2% la ha consumido en el último año y el 1,1% en el último mes.

Los datos recogidos indican que un 77,7% de los consumidores son hombres, es decir, tres de cada cuatro son consumidores de cocaína. El 92,9% son policonsumidores, por lo que consumen cocaína además de un mínimo de otras dos sustancias estupefacientes.

A pesar de que más del 90% de los encuestados son conscientes del elevado riesgo que supone para la salud su consumo, la demanda de cocaína ha crecido a lo largo de los últimos años.

PROPAGACIÓN DE NARCOPISOS

La creciente demanda del consumo de heroína, cocaína y otras sustancias ha hecho que en los últimos años exista una propagación de narcopisos en toda España.

A estos llegan clientes de toda Europa que buscan drogas a un menor coste y fáciles de conseguir. Cada vez es más frecuente que los clanes ocupen viviendas para la distribución de droga. Las actuaciones policiales, en algunos casos, solo sirven para que las organizaciones cambien de barrio o distrito.

Los narcopisos abastecen todo tipo de drogas, principalmente cocaína, heroína y marihuana, listas para ser consumidas. Además, acostumbran a contar con habitaciones habilitadas para poder consumir la droga en el propio inmueble, de forma que tras comprarla la pueden inyectar o fumar sin poder ser vistos por otras personas.

La ubicación de estas viviendas destinadas a la distribución de droga puede ser muy diversa y no responde a un patrón en particular. No obstante, en la medida de lo posible los vendedores tratan de buscar pisos localizados cerca de institutos o zonas de fiesta. De esta manera, aumentan las posibilidades de incrementar su número de clientes, en muchos casos jóvenes menores de edad.

10.000 EUROS AL DÍA

En función del lugar en el que se encuentren, los narcopisos pueden llegar a generar grandes ingresos para sus organizaciones criminales. De hecho, en algunas grandes ciudades como Madrid o Barcelona, algunos de ellos pueden llegar a recaudar cerca de 10.000 euros en un solo piso. Es habitual que las organizaciones cuenten con varios narcopisos, como en el caso del grupo criminal desarticulado el pasado jueves en la capital de España.

En este tipo de viviendas dedicadas a la distribución de droga las jornadas son, en algunos casos, ininterrumpidas. Es decir, existen varios vendedores que trabajan a turnos para poder abastecer a sus clientes las 24 horas del día. En muchos de ellos se extreman las medidas de seguridad, llegando incluso a instalar puertas blindadas y cámaras de seguridad.