domingo, 9 mayo 2021 13:28

EE UU invierte 1 billón de dólares en desarrollar la vacuna contra el coronavirus

Estados Unidos quiere desarrollar una vacuna sin reparar en gastos. De hecho, el gobierno de EE UU ha anunciado el pasado 30 de marzo junto al gigante Johnson & Johnson (la sexta farmacéutica más grande del mundo) que invertirán 1 billón de euros en desarrollar una vacuna cuanto antes que permita restablecer la actividad económica. El importe que invertirán a través de una iniciativa público privada es el equivalente aproximado al PIB de toda España.

Estados Unidos invertirá en la investigación para buscar una vacuna a través de una agencia de investigación militar. Y lo hará junto Johnson & Johnson para ganar la carrera que ahora mismo juegan todos los países del mundo: encontrar una cura para el virus que ha golpeado a medio mundo. Aún así, los expertos, los virólogos y los epidemiólogos consideran que ésta no estará disponible hasta dentro de un año. Basta con leer cualquier entrevista, incluidas las que reflejan la opinión del CSIC.

La vacuna en la que trabajan ya desde Estados Unidos y Johnson & Johnson se basa en una versión de ingeniería del adenovirus 26, que causa un resfriado común. Lo que han hecho desde el equipo de investigación es introducir en ese virus un gen para la proteína de la superficie del nuevo coronavirus.

China también ha anunciado que está desarrollando una vacuna que ya ha probado en pacientes. Y dentro de esta carrera mundial por encontrar una cura para el coronavirus, incluso España ha destinado 30 millones de euros para encontrar una cura eficiente, tal y como anunció el presidente del Gobierno. Sin embargo, no hay que hacerse demasiadas ilusiones, ya que todos los expertos aseguran que la vacuna no estará disponible hasta al menos dentro de un año.

“Encontrar una terapia será más rápido; pero la vacuna será la solución definitiva”, ha asegurado la viróloga e investigadora en el Centro de Biología Molecular Severo Ochoa Margarita del Val. “Todavía tardaremos un año en conseguir la vacuna”, ha comentado Adolfo García-Sastre, virólogo que trabaja en Nueva York.

Entre tanto, la solución más inmediata que han encontrado desde los hospitales no es otra que utilizar el plasma de los curados para inyectarlo en los más afectados. Ese plasma tiene las defensas de los que superaron el coronavirus, que ya han desarrollado una respuesta efectiva a la pandemia. Sin embargo, el tratamiento efectivo no tardará en llegar, al menos es lo que esperan los expertos debido a que el virus ha llegado a una dimensión elevada.

Estados Unidos tiene especial interés en desarrollar la vacuna. El presidente de este país, Donald Trump, ha intentado comprar los derechos de un grupo de investigación alemán que trata de encontrar una vacuna contra el coronavirus. Sin embargo, no tuvo demasiado éxito. Aún así, Trump tratará por todos los medios de desarrollar esa ansiada vacuna tan esperada.