domingo, 9 mayo 2021 13:00

Autismo Castilla y León reclama medidas con motivo del Día Mundial de Concienciación

La Federación de Autismo de Castilla y León ha reclamado, con motivo de la celebración este jueves del Día Mundial de Concienciación sobre este trastorno, “comprensión” y medidas que garanticen los derechos y libertadas de las personas con trastorno del espectro autista (TEA) durante la vigencia del Estado de Alarma por la pandemia del coronavirus.

Bajo el lema ‘Puedo aprender, Puedo trabajar’, el movimiento asociativo del autismo en toda Europa pone este año el foco en la educación y el empleo para mejorar de la calidad de vida de las personas con TEA y conseguir su participación efectiva en la sociedad.

La Federación de Autismo de Castilla y León explica que la crisis sanitaria del Covid-19 ha obligado al movimiento asociativo a visibilizar otras “demandas prioritarias” como la concienciación social, la atención sanitaria y la “falta de recursos”.

Por ello, ha pedido a la ciudadanía mostrar su “solidaridad” con las personas con TEA, sus familias y las personas que les atienden durante esta crisis sanitaria “iluminando su terraza o balcón esta noche a las 21.00 horas”.

Desde el 2007, que fue el año en el que Asamblea General de Naciones Unidas declaró el día 2 de abril, como el Día Mundial de la Concienciación sobre el Autismo, cada año, desde Federación Autismo Castilla yLeón se conmemora este día, promoviendo campañas de sensibilización, en coordinación con Autismo España y Autismo Europa, para visibilizar la realidad y necesidades del colectivo y poner de relieve “la necesidad de contribuir a la mejora de su calidad de vida, para que puedan disfrutar de una vida plena y gratificante como parte integrante de la sociedad”.

ALUMNADO IDENTIFICADO

El alumnado con TEA identificado en los últimos cinco años se ha incrementado en más del 118 por ciento entre los cursos 2011-2012 y 2017-2018. En Castilla y León, la cifra de alumnos con autismo escolarizados supera las 1.000 personas.

Según alerta la Federación, el alumnado con TEA tiene un “riesgo mayor” a ser víctima de acoso escolar y se han detectado índices altos de abandono escolar al finalizar la Educación Secundaria en comparación con los índices de continuidad del resto del alumnado escolarizado en educación no universitaria.

También se ha detectado que “no está suficientemente desarrollada” la orientación vocacional y las experiencias de prácticas y que “no hay conexión entre las últimas etapas educativas con los servicios de empleo”, lo que provoca que las tasas de desempleo en el autismo “sean más altas que entre las personas con discapacidad intelectual u otros trastornos del desarrollo”.

Así, se estima que más del 90 por ciento de las personas con TEA están desempleadas, debido en gran medida a la carencia de servicios de apoyo para adultos, así como a una falta generalizada de comprensión sobre las capacidades de las personas con TEA y su potencial laboral.

Para tratar de reducir estas barreras y abordar de manera integral y específica el resto de sus necesidades, surge el primer Plan de Acción para personas con TEA en Castilla y León, aprobado hace exactamente un año, por las consejerías de Familia e Igualdad de Oportunidades; Educación; Empleo, y Sanidad de la Junta de Castilla y León, con doce líneas de actuación con alrededor de 100 medidas orientadas a avanzar en la mejora de la calidad de vida y en el disfrute efectivo de los derechos de las personas con TEA y sus familias, de las cuales 36 se enmarcan de forma específica en el área de la educación y el empleo.

’12 MESES, 12 LÍNEAS’

A lo largo de todo el 2020, Federación Autismo Castilla y León, está desarrollando la campaña de comunicación ’12 meses, 12 líneas’ que pretende dar difusión al mencionado Plan, así como promover la idea de que toda la sociedad puede contribuir a la integración social y el bienestar de este colectivo. Cada mes se profundiza en una línea de actuación, teniendo previsto que el mes de julio esté enfocado en el ámbito del empleo, y el mes de noviembre en de la educación.

No obstante, la Federación recalca que este año la crisis sanitaria ha supuesto un “gran impacto” ante el que pide “concienciación social” ante el impacto del confinamiento en personas con TEA, que pueden experimentar “altos niveles de estrés y ansiedad”, manifestar un incremento de conductas “negativistas o desafiantes” o presentar “dificultades de auto-regulación que puedan poner en riesgo su integridad física o la de las personas que la acompañan”.

Por ello, ha recordado a la sociedad el derecho que asiste a estas personas para salir a la calle acompañadas para dar cortos paseos sin necesidad de llevar ningún elemento identificativo ni recibir las increpaciones de otras personas.

Asimismo, demanda a las autoridades sanitarias que las personas con TEA sean consideradas como “población de alto riesgo” y se implanten “ajustes razonables” en la hospitalización de las personas con TEA contagiadas por Covid-19 para minimizar los efectos sobre su bienestar emocional e integridad.

Además, Autismo CyL ha advertido de que la “falta de recursos económicos” debido a la interrupción de los conciertos con las administraciones, así como de las cuotas de las personas atendidas, “está poniendo en riesgo la sostenibilidad de los servicios especializados que prestan las entidades, a las personas con TEA y sus familias”.