lunes, 10 mayo 2021 02:53

Pablo Casado carga contra el Gobierno por la confusión con el recuento y exige a Justicia la cifra real de víctimas

El líder del PP, Pablo Casado, ha cargado este viernes contra el Gobierno por “poner en duda el método de recuento de las víctimas” por coronavirus y ha exigido la comparecencia del ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, para que informe del número de fallecidos reales. A su entender, es “esencial que un país que se respeta a sí mismo” como España pueda “homenajear a los fallecidos, pero también tener la certidumbre de cuántos son”.

Casado, que ha visitado un economato de Cáritas en el madrileño barrio de Tetuán, se ha pronunciado así tras el nuevo sistema de recuento de fallecidos. En concreto, el Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado este viernes una nueva orden, que modifica una publicada el pasado 15 de marzo, por la que obliga a las comunidades autónomas a comunicar los casos fallecidos con infección por el nuevo coronavirus, independientemente del lugar del fallecimiento.

En la nueva normativa se establece que las autonomías deberán informar sobre todos los casos confirmados mediante PCR o test rápido, aquellos que han presentado síntomas o que son asintomáticos en el momento de la prueba, así como del total de casos confirmados de coronavirus en profesionales sanitarios.

“PREOCUPACIÓN” AL PONERSE EN DUDA EL MÉTODO DE RECUENTO

Esta mañana, en Twitter, Casado ya había dicho que es “lamentable que el Gobierno ponga hoy en duda el recuento de víctimas de Covid-19”, al tiempo que había criticado de nuevo que Pedro Sánchez se niegue a “decretar luto”, prohibiendo además “a sus alcaldes que lo hagan”.

Y ese mismo mensaje ha expuesto en su intervención –ataviado con una mascarilla que no se ha quitado en ningún momento– tras visitar el economato de Cáritas. Así, tras lamentar que España “se acerque a casi 20.000” muertos en total por culpa del coronavirus, ha expresado su “gran preocupación al escuchar al Gobierno poner en duda el método de recuento de las víctimas”.

“Creo que es esencial que un país que se respeta a sí mismo como es España, podamos homenajear a los fallecidos pero también tener la certidumbre de cuántos han sido”, ha manifestado, para añadir que hay “demasiadas familias” que no han podido despedirles ni acompañarlas “por desgracia ni siquiera en su entierro”.

PIDE QUE LOS HEREDEROS NO PAGUEN EL IMPUESTOS DE SUCESIONES

Casado ha afirmado que, “por desgracia, todo parece indicar que pueden ser muchas más las víctimas, como alguna comunidad o ayuntamiento ya están señalando”. De hecho, ha asegurado que “hoy los expertos del Gobierno ya lo han reconocido”.

Por eso, ha anunciado que el PP solicitará la comparecencia en el Congreso del ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, como “competente” en los datos de Registro Civil y de las defunciones para que “informe a toda España de cuántas víctimas se ha cobrado ya el Covid-19”. “Solo así podremos resarcir el dolor a las familias”, ha manifestado.

Casado ha recordado que el PP ya ha planteado medidas como que los herederos de los fallecidos no tengan que pagar el impuesto de sucesiones o donaciones; o que aquellas personas que han quedado en situación de vulnerabilidad puedan tener ayudas sociales.

LA RENTA MÍNIMA, YA EN COMUNIDADES

En este punto, el líder de los ‘populares’ se ha referido a la renta mínima que quiere impulsar el Gobierno alegando que “eso ya existe” en comunidades autónomas, que dedican “miles de euros anuales a estas ayudas”.

“No es algo nuevo. España es un país solidario y existe desde hace años”, ha enfatizado, para agregar que lo que el PP había solicitado antes de dejar el Gobierno es que hubiere “centralización” en las ayudas para que “no dejen de llegar a quién lo necesita” y que “no haya duplicidades”.

En este punto, ha reclamado “coordinación” dentro del Ejecutivo a raíz de las declaraciones dispares que han realizado estos días el ministro José Luis Escrivá y el vicepresidente Pablo Iglesias sobre el ingreso mínimo vital.

“Y una vez que se coordinen y pacten la medida adecuada, que se hable con las comunidades autónomas, ya que son las administraciones competentes, y que se colabore con los ayuntamientos, que son los que conocen de cerca las necesidades de las familias más vulnerables”, ha solicitado.

RETIRADA DE MASCARILLAS DEFECTUOSAS

Además, Casado se ha referido a la decisión de Sanidad de retirar miles de mascarillas que ya había distribuido a las comunidades autónomas y ha señalado que “no puede haber material defectuoso” en un momento en que hay que proteger a los sanitarios, a los mayores y a toda la población.

En este sentido, ha subrayado que un país en la Europa del siglo XXI “no puede comprar a proveedores no homologables, fiables y honestos”. “Esto nos preocupa mucho”, ha exclamado el líder de los ‘populares’.

También ha expresado su preocupación por los test porque “no acaban de llegar” y ha recordado que Sánchez dijo que “llegarían un millón”. A su entender, si no hay test es difícil proteger a la población, llevar a cabo la desescalada y recuperar la “normalidad”, dado que esos tests ayudan a evitar repuntes de la enfermedad y oleadas de contagios en otoño.

ELOGIA LA LABOR DE CÁRITAS

En esta visita al economato de Cáritas en el barrio de Tetuán, ha apelado a la solidaridad de los españoles para seguir ayudando a quienes no tienen lo imprescindible para llenar la cesta de la compra porque España “siempre ha sido un país solidario”. Además ha advertido que con el virus la situación puede “empeorar”. “Tenemos que volcarnos con los que más lo necesitan”, ha apostillado.

En este sentido, ha ensalzado la labor de Cáritas, una de las organizaciones de las que “más orgullosos” se pueden sentir, y ha subrayado que ahora está volcada especialmente en ayudar a las personas mayores.