viernes, 7 mayo 2021 02:03

PNV denuncia otra pintada en una sede en Portugalete y pide a “todos” los partidos que rechacen “acciones mafiosas”

El PNV de Vizcaya ha condenado este sábado la aparición de una nueva pintada en su sede social del barrio de Repelega en Portugalete, alusiva a la situación del preso de ETA Patxi Ruiz, que se suma a las registradas en los últimos días en Uribe Kosta, Igorre y Bilbao. La formación ha lamentado “el evidente incremento de estas acciones mafiosas” y ha instado “a todos los partidos políticos” a que se sumen públicamente a su denuncia.

A través de sus redes sociales, la Ejecutiva del PNV en Vizcaya ha denunciado este “nuevo ataque” registrado durante la pasada noche, en esta ocasión, en el establecimiento que PNV tiene en Repélega, en cuyas fachadas desconocidos pintaron proclamas como ‘herriak ez du barkatuko’ (el pueblo no perdonará) y ‘Patxi Ruiz gose eta egarri greban’ (Patxi Ruiz en huelga de hambre y sed).

Según ha recordado el PNV, la sede de Podemos en Portugalete también ha sufrido un ataque similar, por lo que el BBB ha trasladado su solidaridad y cercanía a la formación morada y su militancia.

Desde el PNV han lamentado que el de la pasada noche en la villa jarrilera se suma a los cometidos en los últimos días en los batzokis de Algorta, Getxo Zaharra, Berango, Igorre y Sabindarrak (en el barrio bilbaíno de San Ignazio), y la pasada semana también en Portugalete, con lo que “se constata el evidente incremento de estas acciones mafiosas”.

Además, ha remarcado que “estos sabotajes tienen el agravante de que se han realizado de noche, lo que constituye un flagrante incumplimiento de las medidas de confinamiento decretadas en la situación actual de estado de alarma y que el resto de la ciudadanía está cumpliendo”.

CENTRAR ESFUERZOS EN LA PANDEMIA

El BBB ha reiterado su condena “rotunda” hacia este tipo de acciones y ha subrayado que “este tipo de prácticas están fuera de tiempo, lugar y entendimiento”. “Estas actitudes intolerantes, intolerables y antidemocráticas sólo dejan en evidencia que sus autores todavía no han entendido que la sociedad vasca está a construir en vez de a destruir”, ha manifestado.

Finalmente, ha vuelto a exigir “el cese inmediato de estas actuaciones ya que, lejos de aportar soluciones, no hacen más que entorpecer la convivencia que anhela la mayoría de la sociedad vizcaína y vasca, que hoy quiere y debe centrar todos sus esfuerzos en derrotar la pandemia del coronavirus”. Asimismo, ha instado “a todos los partidos políticos de Vizcaya y Euskadi a que se sumen públicamente a esta denuncia”.