miércoles, 20 enero 2021 20:54

Aumentan a tres los pacientes ingresados en UCI de hospitales gallegos

El ingreso de un paciente en la UCI del hospital vigués Povisa ha incrementado hasta 3 el número de personas con COVID que se encuentran en áreas de cuidados críticos de hospitales gallegos, según los datos trasladados este martes por la Consellería de Sanidade.

Así, en el área sanitaria de Vigo, que no tenía pacientes en UCI hace un día (por primera vez desde el inicio de lo más duro de la pandemia), este martes se registra un paciente en la UCI del hospital Povisa. Además, hay 6 personas ingresadas en unidades de hospitalización convencional (4 en Povisa y 2 en el Hospital Álvaro Cunqueiro), 252 casos en seguimiento domiciliario, y se han dado 1.877 altas epidemiológicas.

En el área de Lugo, A Mariña y Monforte permanece en cuidados críticos una persona, en el Hospital Lucus Augusti, y otra persona se encuetra ingresada ‘en planta’ de ese mismo hospital. A ellas se suman 37 pacientes con seguimiento domiciliario, mientras que se han curado 883 personas.

La otra área sanitaria con un paciente crítico es la de Santiago y A Barbanza, donde una persona permanece en la UCI del Hospital Clínico. Asimismo, hay 8 personas en hospitalización convencional (6 en el Clínico y dos en el Hospital da Barbanza), y se han recuperado 1.584 afectados.

ÁREAS SIN PACIENTES EN UCI

El resto de áreas sanitarias siguen sin tener pacientes en las Unidades de Cuidados Intensivos. Así, en el área de A Coruña y Cee, quedan 8 personas ingresadas ‘en planta’ (6 en el Complejo Hospitalario Universitario y 2 en el Hospital Modelo).

En el área de Ourense, hay 2 pacientes en hospitalización convencional (uno en el Hospital Universitario de Ourense y otro en el Hospital de Valdeorras), y el número de casos en seguimiento domiciliario es de 66. En esta área, se han curado del COVID 1.802 personas.

En el área de Ferrol siguen hospitalizadas dos personas, ninguna en la UCI, y otras 18 se recuperan en sus domicilios. Hasta el momento, se han registrado 560 altas epidemiológicas.

Finalmente, en el área de Pontevedra y O Salnés, no quedan pacientes con COVID hospitalizados, y se hace seguimiento domiciliario a 28 personas. Los curados ascienden a 859.