viernes, 27 mayo 2022 17:01

Ayuso empieza su ronda de reuniones con la oposición esta semana

La presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, empezará a reunirse desde esta misma semana con los grupos parlamentarios de la oposición para trasladar sus medidas para reactivar Madrid. Así, este mismo jueves mantendrá un encuentro con Vox y otro con PSOE y el viernes lo hará con Más Madrid y Unidas Podemos.

Lo ha anunciado la propia dirigente en redes sociales, después de que el Consejo de Gobierno debatiese este miércoles la relación qué el Ejecutivo mantendrá con la oposición así como el formato en el que se les presentará el plan transversal para la reconstrucción, que se anunció la semana pasada.

Los encuentros serán por las tardes en la Real Casa de Correos, sede del Gobierno regional, y a ellos también acudirá el vicepresidente y portavoz, Ignacio Aguado.

Aguado avanzó la semana pasada, en su intervención en el Pleno de la Asamblea de Madrid, que tenía intención de convocar a la mayor brevedad una reunión con los partidos. Se celebró finalmente el lunes pero a ella no acudieron ni la presidenta, ni PP ni Vox.

Ayuso señaló que las relaciones entre su Ejecutivo y la oposición debían ser definidas primero dentro del Gobierno e indicó que prefería que tuviese lugar una ronda de contactos, que comenzase por Vox, al ser este el partido que con sus votos facilitó la conformación del Ejecutivo. Además, avisó que para pedir «unidad» primero eran ellos los que tenían que estar «unidos».

Por su parte, desde Vox, aseguraron que no entendían ni compartían que Aguado ejerciera «unas competencias que no le corresponden como vicepresidente de la Comunidad de Madrid» e incidieron que la reunión que convocó «no representa la posición del Gobierno de la Comunidad de Madrid».

«ES UNA BUENA NOTICIA»

En rueda de prensa este miércoles, Aguado ha desgranado que se ha acordado «tener una relación fluida con la oposición». «Creo que es una buena noticia para el conjunto de los madrileños, nos hayan votado o no nos hayan votado. Es importante ser el Gobierno de todos», ha defendido.

La voluntad es «intercambiar opiniones, saber qué propuestas tienen ellos y siempre en la medida de lo posible, y cuando no contravengan la línea ideológica» del Ejecutivo, intentar «ponerlas en marcha y sumarlas a las que ya se han aprobado». Según el vicepresidente, esta mano tendida busca «colaboración, reducir la crispación y sacar propuestas positivas para el conjunto».

«Creo que hemos derrumbado una muralla, un dique, que existía, un tanto invisible pero que imposibilitaba de alguna manera una relación normalizada entre Gobierno y oposición. Yo creo que es un día para estar contentos y satisfechos», ha declarado.

Pese a que Vox irá primero, a pesar de no ser el grupo mayoritario, Aguado ha defendido que los encuentros se mantendrán «en el plano de la igualdad», aunque ha recalcado que a él el orden le importa «bastante poco». De hecho, ha desvelado que la portavoz de este partido, Rocío Monasterio, ha trasladado que «ella no tiene predisposición de ser tratada diferente que el resto de partidos políticos» sino que busca «el diálogo».

No se ha establecido un calendario más allá de estas reuniones pero, según el dirigente, se pondría también valorar el pactar con los partidos «otro tipo de formatos», aunque cree que ya sería más en el ámbito de la Asamblea de Madrid.