jueves, 5 agosto 2021 15:43

Tripulación de Iberia, ‘hasta las narices’ de hacerse un PCR antes de volar con LaLiga

La tripulación de Iberia está cansada de las exigencias que derivan de un acuerdo entre la aerolínea y LaLiga. La tripulación está obligada a someterse a un PCR cada vez que toman un vuelo para transportar a uno de los equipos de fútbol. Esta medida es exclusiva para los vuelos adquiridos por LaLiga, no aplicándose para el servicio normal de la compañía.

Este protocolo, que han confirmado fuentes de LaLiga a Moncloa.com, funciona por igual con todos los equipos. Busca, en teoría, proporcionar la máxima seguridad tanto a los jugadores como a los empleados frente a la infección por coronavirus. Sin embargo, varios auxiliares de vuelo de la aerolínea han mostrado su rechazo y descontento frente a esta medida.

Las pruebas de diagnóstico del coronavirus mediante PCR son procedimientos, en realidad, bastante intrusivos. Para recoger las muestras necesarias, se introduce un objeto muy alargado por la boca y por los orificios nasales que profundiza mucho dentro del cuerpo. Es una práctica molesta y desagradable.

No resulta extraño, por tanto, que el hecho de que los auxiliares tengan que pasar por este trámite cada vez que se montan en un avión junto a futbolistas de LaLiga haya desembocado en quejas por parte del colectivo. Están, literalmente, ‘hasta las narices’ de tener que someterse continuamente a este incómodo proceso.

PROTOCOLO ÚNICO PARA LALIGA

Este protocolo dista mucho del que siguen el resto de empleados de Iberia. La compañía anunció el pasado mayo que pondría a disposición de todos sus empleados test serológicos para detectar el covid-19. La realización de estas pruebas, no obstante, son totalmente voluntarias.

Además, no son pocos los vuelos a los que estos auxiliares han de subirse. LaLiga ha organizado un total de 238 viajes para lo que queda de 2020. Debido a las dificultades ocasionadas por la crisis del coronavirus, han mimado como nunca a los jugadores, teniendo que abrir hoteles que estaban cerrados solo para ellos. No escatiman en gastos para proteger al máximo la seguridad de sus deportistas, a quienes esconden de medios públicos, estaciones, terminales… LaLiga se está haciendo cargo de estos gastos, dado que no todos los clubes podían permitirse estos presupuestos adaptados al coronavirus.

Víctor Martín, el jefe de Gabinete de Presidencia de LaLiga, contó en Marca.com: “Analizamos los buffet, habitaciones, analizan los hoteles y se comprueba que han sido desinfectados, los mismo que aviones y trenes… Es una labor tremenda. Mucho trabajo”. Todos estos vuelos se hacen en chárter, es decir, son aviones enteros alquilados en exclusiva para los jugadores. Los hoteles en los que se hospedan también están vacíos, alejando así a los futbolistas de cualquier contacto con infectados.

En agosto del pasado año, Iberia y LaLiga hicieron pública una nueva colaboración por la que la aerolínea se convertiría en patrocinador oficial del ente en China. “Se unen así dos de las marcas españolas más reconocidas internacionalmente para promocionarse de forma conjunta en China”, expuso Iberia.