sábado, 31 julio 2021 10:09

El infoca da por extinguido el incendio de Quesada

El Infoca ha dado por extinguido el incendio declarado el pasado 8 de julio en el Cerro del Caballo, en el municipio de Quesada (Jaén), y dentro del Parque Natural de Cazorla. El origen del fuego estuvo en un rayo procedente de una tormenta eléctrica y la superficie afectada en una primera aproximación apunta a unas 150 hectáreas, medición que está pendiente de confirmación definitiva.

El incendio se dio por estabilizado el 9 de julio y por controlado el 14 de julio. Han sido 14 días los que se han precisado hasta que a las 12,30 horas se ha dado por extinguido este incendio, el mayor que se ha registrado en la provincia de Jaén durante este verano.

Desde el Infoca se ha comunicado la extinción a través de sus redes sociales y en su perfil de Twitter lo han ilustrado con una imagen de bomberos forestales con la que han querido “rendir homenaje a todos los que, con su trabajo y esfuerzo, han hecho posible la extinción”.

En las labores de extinción, durante las primeras 48 horas, llegaron a trabajar 400 profesionales y 38 medios aéreos. En las primeras horas, el incendio evolucionó topográficamente con vientos variables por la influencia de una tormenta seca. La zona afectada cuenta con relieve muy abrupto, con altas pendientes y la presencia de elementos rodantes, lo que ha venido dificultando los trabajos de los profesionales del Infoca.

Con una humedad relativa en esos primeros momentos, fijada en torno al 22 por ciento y unas condiciones topográficas nada propicias, los mandos del Infoca decidieron desplegar escalonadamente hasta una veintena de medios aéreos y un operativo por tierra compuesto de 150 profesionales.

A pesar de que en un primer momento se temió por el monumento natural de la Cueva del Agua de Tíscar o por la población de cuatro aldeas de Quesada debido a la proximidad del fuego, finalmente no hubo que llevar a cabo desalojos preventivos más allá de un matrimonio evacuado de una vivienda de Mindoreja.

El último fuego importante registrado en la zona fue en 2015 cuando un incendio, también originado por un rayo, arrasó casi 10.000 hectáreas entre los municipios de Quesada, Huesa y Cabra del Santo Cristo y se quedó a la entrada del Parque Natural de Cazorla, Segura y Las Villas. En esta ocasión fueron necesarios 25 días hasta que se pudo dar el incendio por extinguido.