lunes, 18 enero 2021 17:52

La imagen del descrédito: el PSOE y la bancada apelotonada

A lo largo de toda la crisis del coronavirus, ha chocado ver la imagen vacía del hemiciclo del Congreso de los Diputados en todas y cada una de las votaciones del Estado de Alarma, las medidas excepcionales e incluso las comparencias del Gobierno para rendir cuentas ante el poder que lo limita. Hoy, sin embargo, la imagen que ha impactado es ver a toda la bancada del PSOE asistiendo en el Congreso a una comparecencia promovida por el propio Gobierno para explicar los acuerdos europeos. ¿Qué hay de la normativa interna de la que se han dotado sus señorías para asegurar el espacio interpersonal? Como apuntaba Bal en su interrupción, esta es la imagen del descrédito del Partido del Gobierno ante las exigencias de medidas de seguridad a la población y los rebrotes.

EDMUNDO BAL EXPONE LA CONTRADICIÓN DEL PSOE

Nada más terminar la locución de Sánchez explicando todo lo conseguido en Bruselas, la bancada socialista ha vuelto a repetir la imagen del aplauso de todos al Presidiente. Todos levantados. Todos juntos. Con la mascarilla, sí. Pero muy juntos. Ante esta imagen de incoherencia máxima del partido que sustenta al Gobierno, el portavoz de Ciudadanos, Edmundo Bal no ha tardado en recordar a sus señorías que la Junta de Portavoces había acordado que los grupos parlamentarios se comprometían a que solo estuvieran presentes el 50% de los diputados.

Bal ha cargado contra la Presidencia de la Cámara y el PSOE por haber obviado las restricciones acordadas para evitar contagios por coronavirus al llenar su bancada del hemiciclo. “Difícilmente podremos hacer cumplir las normas a la gente si nosotros no las cumplimos cuando las aprobamos”, les ha recordado Bal a sus señorías socialistas. Y es que según el acuerdo de la Junta de Portavoces por el cual se limitaba al 50% el aforo del hemiciclo, de modo que cada grupo debía enviar a las sesiones plenarias sólo a la mitad de sus miembros.

“No lo han cumplido seguramente para atronar con aplausos al presidente del Gobierno”, ha criticado Bal después de la imagen (bis) del aplauso del Gobierno al Presidente y de toda la bancada del PSOE.

LA RESPUESTA DE BATET, TAN CRITICADA COMO EL HECHO EN SÍ

¿Qué ha respondido la Presidenta del Congreso? Como no podía ser de otra manera, siendo del PSOE, y a pesar del reglamento modificado por acuerdo de todos los partidos, Batet le ha respondido que no hay ningún precepto en el Reglamento de la Cámara que permita a la presidenta prohibir la asistencia de sus señorías a las sesiones parlamentarias.

Imagen

¿De qué sirve entonces que se acuerde en la Junta de Portavoces? Bal le ha recordado que Ciudadanos sí cumple los preceptos por coherencia para con los ciudadanos, a quienes se exige evitar situaciones de riesgo. El resto de partidos sí ha cumplido, más o menos, el precepto de distancia social, si bien algunos diputados no han mantenido esa distancia (ni Vox, ni PP, ni Unidas Podemos).

Lo que sí ha recordado Batet (PSOE) es que la mascarilla es obligatoria toda vez que no se puede mantener la distancia mínima de seguridad.

LA IMAGEN DE LA NO MASCARILLA DE RUFIÁN

En medio de todos estos dardos, idas y venidas, la imagen de cómo otro grupo parlamentario se salta la normativa. Otro más. En este caso, ERC, y más particularmente su portavóz, Gabriel Rufián. La instantánea la captaba la periodista de El Independiente, Cristina de la Hoz. Una nueva muestra de cómo las normas están para cumplirlas, sí, pero según quién sean.

Así, la sensación de la población después de esta sesión plenaria se puede resumir en estos tuits contra el PSOE y el resto de parlamentarios: