martes, 18 mayo 2021 01:28

Tres incendios siguen activos en la provincia de Ourense

La provincia de Ourense registra en la mañana de este jueves 14 fuegos, de ellos tres activos –con unas 2.330 hectáreas quemadas–, seis estabilizados –con unas 2.230 hectáreas arrasadas– y cinco controlados –con unas 2.141 hectáreas calcinadas–, que afectan a más de 6.700 hectáreas de superficie.

Según ha informado la Consellería do Medio Rural, se encuentran activos los fuegos en Río Caldo en el municipio de Lobios –que ha quemado desde el sábado unas 2.000 hectáreas en el Parque Natural do Xurés–; el de Prado de Limia en Muíños –con 30 hectáreas arrasadas– y el de Sabariz en Rairiz de Veiga –con unas 300 hectáreas calcinadas desde el domingo–.

El fuego de Muiños entró en la medianoche pasada procedente de Portugal y afecta a la parroquia de Prado de Limia en Muíños y al municipio limítrofe de Lobios.

Mientras, permanece estabilizado desde las 21,35 horas del miércoles el incendio de Vilariño de Conso que ha quemado unas 700 hectáreas en la parroquia de Sabuguido, así como desde las 21,50 horas de la misma jornada el que ha quemado unas 30 hectáreas en Montederramo.

A estos fuegos estabilizados se suman desde las 20,43 horas del miércoles otro en la parroquia de Cernado en Manzaneda con unas 850 hectáreas quemadas; y desde las 20,35 horas otro iniciado el lunes en el mismo municipio en la parroquia de Paradela, al que se le unió un tercero originado en la parroquia de San Martiño, lo que, para Medio Rural, “evidencia la clara intencionalidad”. Ambos suman unas 400 hectáreas afectadas.

También han sido estabilizados en la noche de este miércoles otros incendios forestales en A Mezquita, con 450 hectáreas calcinadas, y Chandrexa de Queixa con unas 500 hectáreas quemadas.

Por su parte, Medio Rural ha indicado que han sido controlados cinco incendios forestales en la provincia de Ourense que afectan a más de 2.140 hectáreas. Así, desde las 20,46 horas de este miércoles están controlados dos fuegos en el municipio de Cualedro. El más grande de ellos afecta a unas 1.300 hectáreas y el segundo a unas 80.

A ellos se suma otro controlado desde las 21,00 horas del miércoles en Vilar de Barrio con unas 700 hectáreas quemadas; otro en Muiños con unas 11 hectáreas afectadas en el Parque Natural da Baixa Limia-Serra do Xurés. Medio Rural ha destacado que este incendio se inició en “dos focos diferentes y simultáneos” lo que “apunta a una clara intencionalidad”.

Y sigue controlado desde las 2,01 horas del martes el fuego que comenzó el lunes en la parroquia de Pena Petada en el municipio de A Pobra de Trives con unas 50 hectáreas calcinadas.

Por su parte, ha quedado extinguido a las 21,18 horas del miércoles el fuego que ha quemado 296,29 hectáreas en la parroquia de Vilar de Cervo en Vilardevós (Ourense).