sábado, 31 julio 2021 07:12

Esto es lo primero que debes mirar cuando compres mascarillas de tela

Las mascarillas de tela se han convertido en una de las opciones más habituales porque se pueden reutilizar más veces así que a la larga salen más baratas. Además son más bonitas, ya que podemos encontrarlas en diferentes diseños y colores. Esto, aunque pueda parecer algo superficial, puede ser un apoyo psicológico a la hora de llevar a todas horas este elemento de protección. Pero si vamos a adquirir una de estas mascarillas de tela, debemos fijarnos antes en un par de cosas. Están clasificadas como mascarillas higiénicas (las recomendadas para personas sanas y sin síntomas), y se pueden dividir en tres tipos.

En primer lugar están las que cumplen con la normativa UNE 0065 y son lavables y reutilizables. En el etiquetado debe aparecer la marca de la norma que garantiza que cumple con los requisitos de filtración y respirabilidad. Tenemos que fijarnos en que tengan la forma de las mascarillas quirúrgicas y que no tengan costuras en la parte delantera porque esto podría comprometer el nivel de filtración. El ajuste para la nariz no es obligatorio pero es aconsejable para un mejor ajuste y mayor comodidad. 

Otro tipo de mascarillas de tela son las que no se consideran un producto sanitario porque no entran en la clasificación UNE 0065, aunque los fabricantes aseguran que ofrecen una correcta respirabilidad. Muchas de ellas incluyen un compartimento para poner un filtro y aumentar su nivel de protección. La recomendación de los expertos es no utilizar filtros caseros como los de la aspiradora o el café. Lo correcto es adquirirlos homologados en farmacias y que queden ajustados en la mascarilla cubriendo toda la superficie. Estos filtros homologados desechables tienen que mostrar en su etiqueta la norma UNE-EN.

El tercer tipo de mascarillas de tela son las caseras, que en muchos casos no se han fabricado con los materiales adecuados para garantizar una correcta protección. Son las menos recomendables. En las semanas en las que estuvieron agotadas en farmacias, el Ministerio de Sanidad recomendaba cubrirse con cualquier mascarilla hecha en casa, como medida extrema para dificultar al menos la propagación del virus. Pero ahora teneos a nuestra disposición todo tipo de mascarillas que cumplen la norma y son totalmente seguras.