miércoles, 20 enero 2021 14:59

Abascal americaniza el Congreso copiando (otra vez) el discurso de Trump

En el que ha sido probablemente el debate de moción de censura más extraño de todos los que ha habido en España, el líder de Vox Santiago Abascal ha decidido dedicar una considerable parte de su discurso a hablar de Estados Unidos y a elogiar la gestión de su presidente, Donald Trump.

Abascal ha americanizado así este miércoles el Congreso de los Diputados con un discurso nada novedoso, en el que defendía al líder republicano, tiraba dardos contra China y criticaba una izquierda norteamericana “incendiando la calle”, en referencia a las protestas del movimiento Black Lives Matter orientadas a luchar por los derechos de las personas negras.

En redes, juzgan el alegato de Abascal de poco original y repetitivo, al dedicarse a rememorar las consignas habituales del partido, entre las que se encuentran la vestimenta de los de Podemos o la preferencia hacia la dictadura de Franco que al Gobierno democrático de Sánchez: “Este es el peor Gobierno en 80 años. Y quizá me quede corto”, ha vuelto a asegurar.

ABASCAL DEFIENDE A TRUMP

“China tiene que pagar, han creado una imagen distorsionada del presidente de Estados Unidos y de todo lo que pasa en ese país” o “Trump hizo lo correcto al suspender su participación en la OMS” son algunos de los argumentos esgrimidos por Abascal.

Copia así la estrategia comunicativa de Trump culpando a China y rozando las teorías conspirativas, como ha significado su referencia a George Soros, cuando ha reprochado a Sánchez haberse reunido con él en Moncloa. Asimismo, asegura que China ha de pagar por “o bien fabricar el virus artificialmente o por no controlar su expansión”.

También el tono con el que ha mencionado al cambio climático recoge reminiscencias del negacionista del dirigente norteamericano: “Nos preocupa que haya una especie de religión del cambio climático y que la izquierda lo utilice como una herramienta política. Tiene que haber un debate científico”, ha esgrimido. También se ha referido al planeta Tierra en jerga burlesca como la “pacha mama”; “ustedes siguen una religión de chamanes, brujos”, ha criticado.

De esta forma, Abascal censura la gestión de la pandemia por parte del Gobierno de coalición mientras alaba al presidente de un país con más de 220.000 fallecidos, y que admitió haber restado importancia al Covid-19 al inicio de la epidemia para “no crear pánico”.

El diputado en el Congreso de Esquerra Republicana Gabriel Rufián, opinaba: “Con la que esta cayendo aquí los hijos de Trump y Blas Piñar haciéndonos perder el tiempo”.