domingo, 17 enero 2021 23:37

Los beneficios increíbles del sexo casual

Que el sexo tiene múltiples beneficios no es ningún secreto. Ya sabemos que son múltiples las virtudes que tiene para nuestra salud. Pero, ¿cuentan todas las relaciones íntimas con las mismas características? Aunque a muchas personas les resulte extraño irse a la cama con alguien con quien no tiene una pareja estable, no hay de qué preocuparse.

Mantener relaciones sin compromiso no es ningún pecado. Menos aún si tenemos en cuenta que este también tiene múltiples beneficios tanto para nosotros como para la otra persona. Y es que, sí, es posible estar soltero y mantener relaciones en las que se disfrute igual que con una pareja duradera.

Si te lo has preguntado alguna vez, esto te interesa. Descubre los increíbles beneficios del sexo casual.

La autoestima aumenta gracias al sexo casual

autoestima sexo

Cuando hablamos de sexo casual o sin compromiso, en muchas ocasiones, hay personas que se echan las manos a la cabeza. Sin embargo, lejos de ser algo tabú, cada vez es más normalizado por la sociedad, pues son muchas las personas que se encuentran solteras y no desean desperdiciar su tiempo sin disfrutar al máximo.

Uno de los principales beneficios que encontramos en este tipo de relaciones es que ayudan a aumentar la autoestima. Lo dice un estudio realizado por la Universidad de Nueva York y la de Cornell. Para llevarlo a cabo, se utilizaron 371 sujetos. Los resultados fueron contundentes.

Mantener relaciones íntimas sin compromiso contribuye a aumentar tanto la autoestima como el bienestar de quienes lo llevan a cabo. Al tener sexo por primera vez con una persona, nos sentimos empoderados y nos sentimos más felices. Además, cuando nos desean, mejora nuestra imagen propia.

Sin explicaciones, más independencia

independencia

Cuando hablamos de sexo sin compromiso, lo primero que sabemos es que es solo eso, sexo. Es decir, no debe haber ninguna atadura emocional ni ningún tipo de dependencia de ningún tipo. Esto se traduce en que no será necesario dar tantas explicaciones a la otra persona, al contrario de lo que ocurre si esta es nuestra pareja habitual.

Por eso, nos podemos centrar tan solo en vivir y disfrutar del momento para, más tarde, continuar con nuestras respectivas vidas. Otro de los beneficios es que si queremos tener otras parejas nadie nos lo puede impedir ni tenemos por qué escondernos. No es nada malo.

Por otro lado, aunque el compromiso es a lo que desean llegar muchas personas, en ocasiones puede ser una especie de atadura para otras. Hay gente que es feliz con su vida de soltero y con su profesión. Mantener sexo casual les permite continuar centrados en eso que les importa sin renunciar a los placeres de la cama.

El sexo casual reduce la ansiedad y te mantiene joven

sexo reduce ansiedad

El sexo reduce la ansiedad y eso es algo que está también avalado por el estudio que hemos mencionado. Según las universidades de Nueva York y Cronell, los sujetos que participaron en la investigación redujeron los niveles de ansiedad cuando mantuvieron relaciones sin compromiso.

Algo que debemos tener claro, no obstante, es que aquí no se estudió si sucede lo mismo en el caso de que exista una infidelidad. En este caso, puede que mantener sexo con alguien que no es nuestra pareja pueda aumentar el estrés, por algo que estamos haciendo a escondidas.

El poder rejuvenecedor del sexo se da tanto si este es casual como si no. De hecho, esta afirmación también está avalada por el Royal Edinburgh Hospital. Según el organismo, las personas con una vida sexual activa parece que tienen de 5 a 7 años menos. Un punto a tener en cuenta es que no es tan importante la cantidad como la calidad.

Fortalece el sistema inmunitario, por lo que vivimos más

mejora sistema inmune

¿Te imaginas poder contribuir a que aparezcan menos enfermedades gracias al sexo? Pues bien, eso es lo que sucede cuando tenemos una vida sexual activa. Entre otras cosas, se notan mejoras en el sistema inmune de las personas que mantienen más relaciones sexuales y, de hecho, es un poderoso remedio contra las gripes o los resfriados. Esto debemos tenerlo en cuenta, sobre todo en invierno.

Son varios los estudios que afirman que el sexo podría llegar a aumentar hasta en un 30% los niveles que existen en nuestro organismo de un anticuerpo específico denominado como Inmunoglobulina A. Este se encarga de ser el protector contra las enfermedades antes destacadas.

Gracias a todo ello, no es ninguna sorpresa que nos puede ayudar a vivir más años. Si tenemos relaciones al menos unas tres veces a la semana conseguimos tener hasta un 50% menos de posibilidades de fallecer debido a una enfermedad específica. Diversión, placer y salud unidos más que nunca. ¿A quién no le gusta mantenerse joven y saludable mientras echa una canita al aire?

El sexo es ejercicio y reduce el estrés

sexo reduce estres

Otra de las virtudes del sexo, tanto el casual como de otro tipo, es que se considera como uno de los mejores deportes. Media hora en la cama puede suponer una quema de unas 100 calorías. Además, son diferentes los músculos que estaremos trabajando y mejoraremos la salud de nuestro corazón.

De acuerdo a los resultados de una investigación que se publicó en la revista Epidemiology and Community Health, tener una o dos sesiones de sexo cada semana puede reducir hasta un 50% las posibilidades de sufrir un ataque cardíaco. A esto tenemos que sumarle que las relaciones íntimas pueden actuar como uno de los mejores antídotos contra el estrés. Según los estudios, aquellas personas que han tenido sexo en el último día padecen de menos estrés que las que no.

La razón principal es que, después de llevar a cabo el acto, se reducen los niveles de cortisol, una hormona responsable del estrés. Es por eso también que nos ayuda a dormir y/o descansar mejor. Después de mantener relaciones, nos sentiremos más cansados. Sucede igual que cuando hacemos ejercicio. Durante el sexo, liberamos serotonina y se estimula la producción de melatonina. Esta hormona es la encargada de controlar tanto el sueño como nuestros ritmos circadianos.