domingo, 7 marzo 2021 13:23

Los empresarios catalanes se hartan el Torra, el “hombre accidental” al que cierran el grifo

  • Pau Relat Vidal, presidente de la Fira de Barcelona, asegura en una grabación que los empresarios se han hartado de Junts per Catalunya.
  • En el audio le llaman "hombre accidental" y "sin legitimidad" por haber cesado a una consejera.
  • Todo lo ha desatado el cese de la consejera de Empresa, Ángels Chacón.
  • Los empresarios que hasta ahora habían apoyado al independentismo burgués de Junts per Catalunya se han hartado del estilo de Quim Torra. Todo ha estallado después de que el separatista radical tomara la decisión de destituir a la consejera de Empresa y Conocimiento de la Generalitat, Àngels Chacón. Esto ha sentado como una patada a algunos empresarios que hasta ahora habían apoyado a Junts, como Pau Relat Vidal, presidente de la Fira de Barcelona. En una conversación grabada, Relat Vidal comentaba que el cese de Chacón “a Junts, le pasará factura” porque “en el mundo empresarial hoy hay inquietud y la gente ha dicho basta”. Adiós al único apoyo que sustentaba el chiringuito de Torra, a quien, por cierto, denominan como “hombre accidental” y sin “legitimidad”, tal y como ha publicado el diario ABC.  Además de detallar que Torra “está loco”.

    “La gente está dispuesta a coger a Chacón, o me da igual, a Pascal, al PNC, al PDECat y a quien haga falta (…), toda la clase empresarial que venía siguiendo a Junts, hoy, ha desconectado“, ha comentado Relat Vidal a su amigo David Madí, quien hace años fue la mano derecha del expresident de la Generalitat de Cataluña Artur Más. La conversación grabada no es baladí, pues deja claro que si Junts ya estaba perdiendo fuelle, ahora ha perdido el oxígeno que le permitía seguir tan belicoso con el Estado como hasta ahora.

    El cese de Chacón les ha sentado tan mal a los empresarios que se ha convertido en un problema para Torra. Tampoco es que la consejera fuera santo de su devoción, pues la definen como alguien con “un perfil justito”, pero que al menos garantizaba “debido a lo que había” un puente de comunicación, es decir, “una cierta garantía  de interlocución” con el sector empresarial de Cataluña. En resumen, que desde este encontronazo, se acabó el flujo de dinero. “Estoy hablando de gente que tú conoces bien y yo conozco bien, y tíos que han estado pagando, y hoy han dicho basta. ¿Me explico?”, le comenta Relat Vidal a quien fue mano derecha de Artur Más y tuvo trato con estos empresarios.

    La culpa es de Torra. Al menos todos los comentarios están enfocados en ese sentido. Dicen que “está loco”, no solo por haber destituido a la consejera Ángels Chacón, sino también por obedecer a Joan Canadell, presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, quien asegura que quiere que las Cámaras tengan mayor peso institucional a costa de los sindicatos y las patronales. Primer punto en el que Chacón se ganó el favor de los empresarios al decir que por encima de su “cadáver”; “esto no lo haremos, ni les daremos dinero, ni quitaremos representatividad a los otros agentes sociales”.

    Madí, con quien habla el presidente de la Fira de Barcelona en la conversación grabada, tampoco está en su mejor momento político. Está investigado pro desviar presuntamente fondos para los bolsillos del expresident de la Generalitat Carles Puigdemont en su casa en Bélgica. Las nuevas noticias que se han deslizado por parte de los empresarios son la puntilla a un partido que ya iba hacia abajo en las encuestas electorales. Junts per Catalunya pierde el dinero de los empresarios catalanes, a quienes se pensaba que representaban. Si ERC ya había sorpassado al partido de la burguesía catalana, veremos en qué queda ahora.

    Torra está casi tan fuera de juego como Puigdemont. Aunque ambos quieren retomar la lucha por la independencia más que nunca, Junts per Catalunya está descabezado y algunos de sus dirigentes con causas judiciales pendientes (y abiertas) que no se han solucionado. Sin los empresarios, este partido está abocado a un tortazo electoral sin precedentes. Entre tanto, Torra buscará el modo de volver al ruedo, aunque haya perdido el apoyo de los suyos.