sábado, 27 febrero 2021 02:58

Sexo en los realities: cuando el ‘edredoning’ vale más que hacer un buen concurso

Si antes nos llevábamos las manos a la cabeza cada vez que veíamos una escena de sexo en el interior de un concurso televisado, lo cierto es que ahora las cosas han cambiado. Ya no nos sorprende por el hecho así, como mucho, por las personas que lo protagonicen. Y es que las dinámicas de los realities han cambiado tanto, que parece que ahora todo vale.

Es lo que sucede en los nuevos formatos, como “La casa fuerte” o “La isla de las tentaciones”, que parece estar realizado precisamente para que suceda esto. No podemos dejar atrás, por supuesto, “Gran Hermano”, el lugar donde se originó lo que ahora conocemos todos como edredoning.

Si no has fallado ni a una entrega, esto te interesa. Descubre el sexo en los realities: cuando el edredoning vale más que hacer un buen concurso.

La primera vez que hubo sexo en realities como “Gran Hermano”

sexo realities gran hermano

Ahora hablamos de sexo en los realities de forma muy ligera. Sin embargo, la primera vez que sucedió, toda España se llevó las manos a la cabeza. Parecía inconcebible que esas cosas pudieran ocurrir habiendo una cámara delante. Como ellos mismos dijeron, los sentimientos se acentúan en el interior de la casa de Guadalix hasta el punto de no poder pasarlos por alto.

Los primeros en estrenar el término edredoning tal y como lo conocemos hoy en día fueron Eva y Emilio, concursantes de “Gran Hermano 2”. Aunque los primeros en estrenar la hora sin cámaras fueron Patricia Ledesma y Kiko Hernández, lo cierto es que ahí no conseguimos ver nada.

Eva Paz y Emilio Lozano, por el contrario, no dudaron en desatar su pasión delante de las cámaras. De hecho, tan fuertes eran sus sentimientos que no quisieron dejar pasar la oportunidad de casarse en el interior de la casa. Sus compañeros quisieron que disfrutaran y les prepararon una habitación para que pudieran tener una noche de amor y pasión.

Sofía y Suso, la reina de los realities también hizo edredoning

sofia suso realities

Sofía Suescun está considerada como la reina de los realities de Mediaset. Sin embargo, en su primera aparición pública, en “Gran Hermano 16”, también fue una de las primeras que cayó en hacer edredoning. ¿Sería todo una estrategia o las imágenes de sexo que vimos con Suso fueron completamente reales?

Después de haber visto tocamientos extraños bajo las sábanas entre Aritz y Han, lo que se convertiría en el primer edredoning gay de la televisión, Sofía y Suso tampoco reprimieron las ganas de dar rienda suelta a su pasión.

Sofía, siempre sin pelos en la lengua, no ha dudado en confesar algunas de las cosas que no pudimos ver en la edición, pues se encontraban tapadas con el edredón. Así, en una entrevista a Primera Línea, la navarra contaba que: “Cuando se la toqué por primera vez en “Gran Hermano” me asusté, nunca he flipado tanto: es sin duda el rabo más grande que he visto en mi vida”. Quizá por eso ninguno de los dos pudo reprimir las ganas.

Sandra Pica y Tom, de la amistad al sexo en “La isla de las tentaciones”

tom sandra sexo

Pero “Gran Hermano” parece que, poco a poco, va quedándose atrás y es el momento de hablar de sus dignos sucesores. Uno de los realities más vistos de los últimos tiempos es “La isla de las tentaciones”. Aquí, parece que todo está preparado para que las parejas acaben teniendo sexo, en caso de no estar tan enamoradas, con los pretendientes con los que conviven.

Por eso, no es de extrañar que una gran mayoría terminen cayendo en la tentación. Esto le pasó por ejemplo a Tom Brusse, uno de los nombres más reconocido de la segunda edición del concurso. Después de haberle jurado por activa y por pasiva a su novia, Melyssa, que no tenía nada con Sandra Pica, tan solo una bonita amistad, el de Marrakech no dudó ni un segundo en meterse en la cama con ella.

Todo empezó por unos besos, un aumento de la confianza, juegos cada vez más picantes… Por supuesto, poco tiempo pudieron aguantar, dos personas que se atraían, jugando con fuego. Ahora, los dos mantienen una relación de pareja y se encuentran concursando en “La casa fuerte”. Aquí, de momento, no hemos visto nada extraño bajo el edredón.

Mayka y Óscar, más que palabras también en la isla

mayka oscar

También en “La isla de las tentaciones” vimos a otra pareja muy acaramelada. Si ya lo que ocurrió entre Marta Peñate y Dani nos llamó la atención, la relación entre Mayka y Óscar nos mantenía pegados a la pantalla. Y es que, conociendo bien las personalidades de cada uno, parecía que contábamos los segundos para que terminaran teniendo sexo.

Para Óscar, esta edición de “La isla de las tentaciones” era su segundo programa del estilo. Sabiendo ya todo lo que sabe de realities, no extrañó a nadie la estrategia que se marcó y de la que nos enteramos días más tarde cuando todo terminó. A pesar de ello, la estancia en la isla se la hizo a Mayka muy movidita.

Besos apasionados, caricias, mordiscos en el cuello… Tenían todos los ingredientes para ir subiendo la temperatura. Hasta que acabaron quemándose. Ella, después de haber protagonizado su primer edredoning, parecía algo arrepentida por el que por ese entonces aún era su novio, Pablo. Sin embargo, la pasión que sentía hacia Óscar terminó pudiendo con la razón.

“La casa fuerte” se une a los realities con edredoning

fani christofer realities

Como no podía ser de otra manera, cada nuevo reality nos engancha más que el anterior. En el caso de “La casa fuerte”, también las parejas han decidido tener sexo en el interior del concurso. En la primera edición, varias veces fueron las que vimos a concursantes como Fani y Christofer retozar entre las sábanas.

Pero no solo ellos, que entraron siendo una pareja consolidada. Uno de los primeros edredoning que pudimos ver nada más empezar el concurso fue el de Oriana y Iván, que comenzaron su relación ya en el interior de la casa. Sin embargo, poco tiempo después de salir, cada uno decidió continuar con su camino por separado.

Aún así, ahora estamos viviendo otra edición del programa, aunque parece que las parejas son mucho más comedidas. Si Sonia Monroy intentó tener algo con su marido, JD, en la ducha de la casa, parece que a este le terminó venciendo el pudor en el último momento.