domingo, 13 junio 2021 22:43

Arrimadas asegura que “el separatismo no concede ni da nada”

La presidenta de Cs, Inés Arrimadas, ha asegurado este domingo que los partidos independentistas no gobiernan para nadie: “El separatismo no concede ni da nada ni a quienes los votan”.

“Ni siquiera podemos concederles el éxito de gobernar para media Cataluña”, ha dicho en un encuentro con el líder de Cs en Cataluña, Carlos Carrizosa, y el eurodiputado naranja Jordi Cañas.

Ha afirmado que no han conseguido ni la independencia ni un referéndum reconocido internacionalmente, mientras que “el desgarro económico, la mala gestión, el tapar la corrupción y los enchufes afectan a todos los catalanes, también a los que votan a partidos independentistas”.

“¿Por qué no tenemos un gobierno que gestione para 7,5 millones de catalanes, y no solo para diez líderes separatistas?”, y ha mantenido que el actual Govern tiene como único objetivo que el líder de ERC y condenado por el 1-O, Oriol Junqueras, salga de prisión.

Ha criticado que “para el separatismo ni una pandemia mundial haya supuesto una tregua”, y ha opinado que en Cataluña hace falta una inyección de sentido común, de buena gestión y de convivencia, en sus palabras.

Según ella, hay una crisis de convivencia social por el proceso independentista y una crisis sanitaria y económica por la pandemia: “Ante la primera el separatismo es la causante, y ante la segunda han sido incapaces de gestionar nada”.

“Y al separatismo se le ocurre hacer la Nasa catalana en plena pandemia. Como no les caben ya los chiringuitos aquí en la Tierra ya tienen que irse al espacio a hacer nuevos chiringuitos”, ha añadido.

JORDI CAÑAS

Cañas ha defendido que para Cs ahora es el momento de gobernar en Cataluña: “Hay una serie de problemas que esta pandemia ha evidenciado y que nos unen a todos. Hay que transformar, y para eso hay que movilizar”.

“No podemos seguir hablando de problemas de algunos, o de algunos problemas”, y ha reclamado tomar decisiones para el presente y el futuro.

Y ha rechazado un tripartito entre ERC, PSC y los comuns tras las elecciones catalanas: “¿El cambio que pide el PSC es volver a un tripartito? ¿Es que te imputan un cargo público y no dimita? ¿Es seguir expulsando el castellano de la sociedad?”.