domingo, 13 junio 2021 02:24

Extremadura anulará el Plan de Navidad si los datos empeoran

La comunidad autónoma de Extremadura anulará el Plan de Navidad que arrancó este pasado lunes en el caso de que en los próximos días se alcance una incidencia de 250 casos de Covid-19 por cada 100.00 habitantes, y la región volverá al nivel de riesgo 3.

Así, en el caso de la incidencia sube de los 155 casos que registra en este momentos, hasta los 250 casos por 100.000 habitantes, se publicará un decreto del presidente de la Junta de Extremadura por el “decaerán las medidas de flexibilización” establecidas en el Plan de Navidad.

El vicepresidente segundo y consejero de Sanidad y Servicios Sociales de la Junta de Extremadura, José María Vergeles, ha realizado este anuncio tras el Consejo de Gobierno de este miércoles, en el que ha mostrado su “profunda preocupación” por el incremento de contagios de coronavirus derivados del fin de semana del ‘Black Friday’ y del Puente de la Constitución.

En el caso de que se anule el Plan de Navidad, ha explicado el consejero de Sanidad, el toque de queda volverá a las 12 de la noche “sin excepciones de días”, las reuniones sociales serán de un máximo de 6 personas en todos los casos, y el régimen de visitas y de vacaciones terapéuticas en los centros “se tendrán que hacer de una forma muchísimo más segura”.

En su intervención, Vergeles ha lamentado “profundamente que tengamos que llegar a esta situación”, pero a su juicio se trata de “un gesto de responsabilidad” para no tener un mes de enero “con más fallecidos, con nuestros hospitales llenos, y con nuestras residencias de mayores afectadas”, ha reafirmado.

Unas residencias de mayores en las que se prevé comenzar el programa de vacunación contra la Covid-19, para lo cual sus residentes “tienen que estar en perfecto estado para que pueda vacunar el máximo de personas vulnerables posible”.

MOMENTO CLAVE

“Estamos en un momento crucial”, ha resaltado Vergeles, quien ha recordado que hay medidas que dependen de los políticos y no le va “a temblar el pulso para tomarlas”, pero ha reafirmado que medidas que dependen de la sociedad, a la que ha apelado, ya que “unas navidades buenas en el año 2020 pueden acabar con el año 2021”, ha advertido.

Y es que, según ha advertido, no se puede “permitir que la irresponsabilidad de unos pocos ponga en riesgo la salud de toda una región y de todo un país”, tras lo que ha reiterado que estas navidades “requieren responsabilidad” y compromiso de “no generar ningún tipo de daño desde el punto de vista de la salud pública a la sociedad.

Por todo ello, el titular de Sanidad ha señalado que van a estar “muy vigilantes con respecto al cumplimiento de las medidas” establecidas para evitar contagios de coronavirus.

En ese sentido, Vergeles ha advertido que la anulación de Plan de Navidad en el caso de que la comunidad llegará a los 250 casos por cada 100.000 habitantes se realizaría tras un Consejo de Gobierno extraordinario, y podría ser en cualquier momento, “aunque fuese el día 24 de madrugada”, ha concluido el consejero.