sábado, 24 julio 2021 13:50

Rodrigo Díaz de Vivar: qué es verdad y qué es mentira de El Cid

Este viernes 18 de diciembre se estrena por fin en Amazon Prime la serie El Cid, protagonizada por el actor Jaime Lorente, basada en la historia de Rodrigo Díaz de Vivar, pero esta vez, con un tratamiento más humano y menos mítico. Desde su muerte en Valencia en julio de 1099, la leyenda ha transformado la realidad de su historia hasta el punto de que hoy día apenas sabemos nada de su figura, más a allá de sus gestas en el campo de batalla. Pero había un hombre tras el mito y esto es lo que ha buscado transmitir el intérprete a lo largo de las dos temporadas de la serie, cuyos 5 primeros episodios ya están disponibles en la plataforma. «Yo quería contar la historia sobre el ser humano que fue Rodrigo Díaz. Ya se convertirá en héroe y en leyenda, pero vamos a contar quién es este ser humano», ha dicho en una entrevista Lorente.

LAS ESPADAS TIZONA Y COLADA

La leyenda en torno a El Cid nos cuenta que Rodrigo tenía dos espadas a las que llamaba Colada y Tizona. Esto es lo que se narra en El Cantar de mío Cid sin embargo no se menciona en ningún otro documento de la época. Sí que existe un registro material de esas armas, pero datado en la época de los Reyes Católicos, varios siglos después, lo que parece indicar que simplemente a alguien se le ocurrió escribir que había encontrado las espadas del Cid. Lo que viene siendo una fake-news medieval. Dotar a una espada de nombre y vincularla íntimamente a su portador, es algo que vemos en otros héroes de leyenda, por ejemplo con el Rey Arturo con Excálibur o Carlomagno con su Joyeuse. Se trata básicamente de un recurso literario.

el cid serie