lunes, 25 enero 2021 17:58

Adiós a la fibra óptica: así será el futuro de Internet con los rayos de luz

Por poco ducho que seas en la materia seguro que sabes que Internet funciona gracias a la fibra óptica. Es eso tan famoso que las teleoperadoras nos ofrecen cuando estamos durmiendo la siesta. Ya sabemos que cuanta más velocidad, más rápido ira Internet y las descargas que hagamos. Ahora bien, como suele pasar en la tecnología, lo que hoy es moderno, mañana ya es antiguo. Y es que el futuro de Internet se llama rayos de luz.

Hoy te vamos a contar en qué consiste este proceso para tener un Internet de mayor velocidad. Decimos adiós a la famosa fibra óptica, esa que nos han ido introduciendo en todas las calles, para darle la bienvenida a los rayos de luz. Un proceso que va a ser revolucionario. Y que puede compaginarse perfectamente con el famoso 5G.







Cómo funciona Internet

Cómo funciona Internet

Antes de hablarte de los rayos de luz, vamos con una clase teórica. Tranquilo, que es corta y sencilla. Te contamos cómo funciona Internet. Cuando dos ordenadores necesitan comunicarse, tienes que vincularlos, ya sea físicamente (por lo general con un cable de Ethernet) o de forma inalámbrica. Es decir por WiFi o sistema de Bluetooth.

Como puedes notar, cuando navegamos por la web con un navegador, normalmente utilizamos el nombre de dominio para llegar a un sitio web. Pero esto no sería posible sin tener una vía de conducción, en este caso, es la fibra óptica. Aunque como te decimos, parece que tiene los días contados.