viernes, 15 enero 2021 19:38

Armengol califica la vacuna contra la COVID como “gran esperanza”

La presidenta del Govern balear, Francina Armengol, ha calificado la llegada de la vacuna contra la COVID como “una gran esperanza que empieza a abrir una luz para todos”.

Según ha informado la presidenta Armengol este domingo en rueda de prensa, acompañada por la consellera de Salud, Patricia Gómez, “la vacuna es una gran esperanza que empieza a abrir una luz para todos” aunque, ha advertido, “el virus sigue aquí y seguirá matando hasta que la mayoría de la población esté vacunada para lo que aún quedan unos meses. Por ello, ha pedido mantener las 3M, manos limpias, metros de distancia y mascarilla”, ha enfatizado.

“A pesar de que llevamos ya muchos meses de pandemia y con medidas restrictivas es fundamental aguantar y mantener un rigor estricto, ahora que la llegada de la vacuna nos aporta esperanza. Hay que ser más responsables que nunca”, ha enfatizado Armengol, quien se ha mostrado “muy orgullosa” de la ciencia por haber logrado obtener “en tiempo récord” la vacuna.

INICIO DE LA VACUNACIÓN

Respecto al inicio de la vacunación, la presidenta ha valorado que “desde este domingo han empezado a llegar las primeras dosis de la vacuna de Pfizer que, a partir de este lunes y de forma semanal, hará un envío de 5.850 dosis a esta comunidad autónoma”, ha explicado.

“Para empezar a vacunar a los usuarios de residencias y a sus profesionales, el Govern ha formado a más de 150 personas”, ha hecho hincapié. “A usuarios de residencia y a los trabajadores de las mismas les vacunará personal de Atención Primaria”, ha añadido.

Este domingo han llegado a Baleares las primeras 165 dosis de la vacuna de Pfizer, que esta tarde se administrarán a residentes y al 50% de trabajadores de la residencia Oms-Sant Miquel.

Armengol ha apuntado que “en el primer trimestre de 2021 llegarán al archipiélago un total de 73.123 dosis de esta vacuna para poder vacunar a más de 12.000 personas entre usuarios y trabajadores de residencias y a 20.000 sanitarios, empezando por los que trabajan con pacientes COVID”.

Con todo, ha concluido, “ellos necesitan ayuda, y la ciudadanía puede dársela respetando las restricciones. Son semanas decisivas, si actuamos con rigor podremos empezar a ver el final de las medidas”.