sábado, 8 mayo 2021 14:44

El 57% de la población española ha sufrido un deterioro de su visión en 2020

El 57 por ciento de las personas que han examinado su visión tras el confinamiento han sido notificadas de un deterioro de la misma, según advierte un estudio de la asociación Visión y Vida, que también avisa de que menos del 20 por ciento de la población ha acudido este año a revisión.

El presidente de Visión y Vida, Salvador Alsina, ha expresado su preocupación al respecto y ha recordado que, en verano, el 59,4 por ciento de la ciudadanía manifestaba que hacía más de un año que no se revisaba la visión, y el 28,5 por ciento hacía más de dos. “Es decir, una de cada tres personas no se ha sometido a una revisión desde 2017, teniendo en cuenta que es una acción que debería hacerse anualmente”, ha lamentado Alsina.

Para los expertos, uno de los problemas más importantes reside en la falta de cuidado de la visión de los menores de la casa. En este sentido, solo una de cada cuatro familias realizó una revisión visual a sus hijos para preparar la “vuelta al cole” y comprobar si su sistema visual se había dañado por el confinamiento. “Lo más alarmante es descubrir que la mitad de las familias no han acudido a revisión con sus hijos ni tienen previsto hacerlo, y que tres de cada cinco (59,1%) no lo hará porque el menor no se ha quejado de ningún problema”, explica Alsina.

Teniendo en cuenta que, en muchos casos, los principales actores para detectar el problema visual del menor son los profesores o las propias familias, el presidente de Visión y Vida considera “muy grave” esperar a notar las quejas del menor. Tanto es así que, solo en este año, de aquellos menores que acudieron a la óptica tras el confinamiento, el 10 por ciento requirió gafas o lentes de contacto por primera vez.

Para estos profesionales sanitarios, que mantendrán hasta comienzos de febrero activa su campaña de concienciación ‘Ahora, revisa tu visión’, lo más importante es que, “a pesar de que un 42 por ciento de las personas sigue sintiendo molestias visuales (como dolor de cabeza, ojo seco, rojez o problemas de cansancio ocular), aún no se ha logrado que se acuda al profesional de la visión, algo que sí se hace con el dolor muscular o dental, por ejemplo”, argumenta Alsina.

Por eso, los profesionales ópticos-optometristas recuerdan que es “imprescindible” que la ciudadanía se revise para prevenir problemas visuales y recuerdan que, del 70,1 por ciento que manifestó en julio que revisaría su visión, solo lo ha hecho el 18,2 por ciento. “Por todo esto, y tal y como decimos en nuestros mensajes, esta Navidad, el mejor regalo que podemos hacernos, es ofrecernos la posibilidad de seguir viéndonos y, para ello, es imprescindible que cuidemos y revisemos nuestra visión”, explica Alsina.