jueves, 21 enero 2021 20:45

Cuatro detenidos por compras fraudulentas con tarjetas de crédito virtuales clonadas

Agentes de la Jefatura Superior de Policía de Aragón han detenido en Zaragoza a cuatro individuos a los que se les imputan tres delitos de falsedad de tarjetas de crédito clonadas, un delito continuado de estafa y pertenencia a grupo criminal.

Los cuatro arrestados responden a las iniciales de B.M.M., T.L., O.B. y A.J.L. y tienen entre 18 a 21 años. Todos cuentan con numerosos antecedentes por hechos similares, ha informado la Jefatura Superior de Policía de Aragón en una nota de prensa.

El Grupo de Hurtos de la Brigada Regional de Policía Judicial fue alertado el pasado 28 de diciembre por el director de seguridad de una importante cadena de grandes almacenes de que se había efectuado una compra a través de una tarjeta virtual de dos teléfonos móviles de alta gama, valorados cada uno de ellos en más de 900 euros, cargados en la cuenta de una mujer que aseguraba no haberlos adquirido.

Las primeras pesquisas realizadas por el grupo de investigación apuntaron a que dos hombres podrían ser los autores materiales de este delito, estableciendo el correspondiente dispositivo de investigación y vigilancia tendente al esclarecimiento de los hechos.

Al día siguiente, en otro de los establecimientos de la cadena situado al sureste de la ciudad fue detectada la misma operación, que en ese momento estaba siendo cometida por tres individuos.

DETENCIONES

La Jefatura ha precisado que gracias a la rápida actuación de los agentes policiales, se pudo proceder a la detención de esos tres individuos, así como a la de un cuarto que ejercía la función de conductor del vehículo que les esperaba para darse a la fuga.

Este grupo itinerante, que se alojaba en un hotel a las afueras de la ciudad, cometió las estafas reiteradas en diversos establecimientos de Zaragoza, por lo que se continúan realizando las gestiones oportunas con el fin de encontrar al resto de víctimas de estos hechos delictivos.

Tras el análisis del material y pertenencias intervenidos la Policía Nacional ha concluido que el grupo tenía perfectamente repartidas las funciones y su organización era “metódica” ya que entre la comisión de cada acción delictiva se cambiaban de ropa “con la clara intención de dificultar su identificación”.

Esta operación demuestra “una vez más” la “eficaz coordinación” entre la Policía Nacional y los establecimientos comerciales y sus servicios de seguridad a través de las herramientas que ofrecen el Plan Comercio Seguro y la Red Azul. Los cuatro detenidos pasaron a disposición judicial el jueves, 31 de diciembre.