sábado, 6 marzo 2021 18:36

Casado admite que no puede llegar a Moncloa “sin conocer a fondo Cataluña”

El líder del PP, Pablo Casado, ha asegurado este lunes que el PPC no plantea ante las próximas elecciones “revanchismo” tras lo ocurrido en los últimos años en Cataluña ni quiere “reescribir la historia pasada y reciente” sino que ofrece “estabilidad política, progreso económico y convivencia social”. Dicho esto, ha admitido que se necesita a Cataluña para llegar al Palacio de la Moncloa.

“Yo tengo un compromiso personal con Cataluña porque soy muy consciente de que no se puede ser presidente del Gobierno de España sin conocer a fondo Cataluña, por su importancia y por su potencial de futuro”, ha declarado Casado, que ha señalado que por eso lleva más de dos meses acudiendo todas las semanas a esta autonomía y reuniéndose con distintos sectores.

Así se ha pronunciado en una conferencia en el Círculo de Economía en Barcelona bajo el título ‘Retos económicos de España y Cataluña en la pospandemia’. Pese al aplazamiento de las elecciones autonómicas, el presidente del PP mantendrá su presencia constante a Cataluña en las próximas semanas, según fuentes del partido.

EL PP ASPIRA A “TENER MUCHA MÁS REPRESENTACIÓN”

Casado ha asegurado que en Cataluña “hay un problema que algunos han creado” y ha añadido que el PP “quiere ser parte indispensable de la solución”. “En mi caso, que creo en la política de luces largas, es un compromiso con Cataluña que va mucho más allá de una cita electoral”, ha proclamado, tras criticar que desde el ‘Pacto del Tinnel’ se haya intentado excluir al PP de la política catalana.

Ante esos comicios, el líder del PP ha señalado que su partido aspira a tener “mucha más representación” (ahora cuenta con cuatro diputados en el Parlament), pero “sobre todo influencia clave” para la estabilidad política, el progreso económico y la convivencia social que son, a su juicio, “los tres ejes fundamentales y urgentes” que necesita Cataluña.

Según Casado, “no es lo mismo que la futura Generalitat dependa del PP a que dependa de la CUP”. Dicho esto, ha definido a su formación como un partido “europeísta, autonomista, moderado y central”, que apuesta por votos que estén en el centro. “En España los votos se han polarizado demasiado y se han ido del centro”, ha avisado.

ALERTA CONTRA LA POSIBILIDAD DE REPETIR UN TRIPARTITO

El presidente de los ‘populares’ ha criticado que el ministro de Sanidad, Salvador Illa, siga en el Gobierno cuando es candidato del PSC a las elecciones catalanas cuando la situación de la pandemia requiere a una persona “a tiempo completo” y con “dedicación plena”.

Además, ha defendido hacer ahora “cosas diferentes” como las que plantea el PPC para que no haya de nuevo tripartitos. “Cataluña ya ha tenido gobiernos nacionalistas y tripartitos, como Maragall y Montilla, y hacer lo mismo suele producir el mismo resultado. Creo que merece la pena intentar cambiar”, ha apostillado.

En su intervención, Casado ha criticado a aquellos que quieren convertir los problemas políticos en Cataluña “en una suerte interminable y particular bucle de fracturas”. “Es hora de pasar página de la política de bloques, superar las fracturaspolíticas, sociales y generacionales, y trabajar por la convivencia dentro de la ley”, ha manifestado.

El líder del PP ha señalado que hay que hacer cualquier acción política por los cauces “legales y democráticos”. De hecho, ha recordado que así lo hizo hace años el lehendakari Juan José Ibarretxe cuando llevó su plan al Congreso y allí lo rechazaron el PSOE y PP.

En clave económica, ha aludido tanto a la “gravosa” estructura fiscal en Cataluña, con “15 tributos propios y una voracidad recaudatoria que afecta a todos”, como a las “consecuencias del procés”, que ha llevado a la pérdida de inversiones y que muchas empresas hayan trasladado su sede social.

APLAZAS LAS ELECCIONES, “UNA DECISIÓN DEL GOVERN”

En cuanto al aplazamiento de las elecciones catalanas, previstas inicialmente para el 14 de febrero y que ahora prevén celebrarse el 30 de mayo, Casado ha asegurado que “ha sido una decisión del Govern porque no ha habido ninguna votación ni ninguna mesa de partidos que la avalara”.

“Al PP de Cataluña no se le ha consultado. Simplemente se le notificó esa mañana lo que se iba a hacer y lo que finalmente se aprobó”, ha señalado, para agregar que esto “viene a ser otro capítulo más de un sucesivo juego de fechas electorales en beneficio de los partidos que ahora mismo gobiernan la Generalitat y han permitido gobernar a Sánchez en la Moncloa”.

Dicho esto, y ante las reclamaciones que a partir de ahora puedan producirse por ese aplazamiento, ha señalado que su partido “estará a lo que diga la Justicia”. Eso sí, se ha quejado de que no se haya ofrecido información sobre el número de votantes que no podría ejercer su derecho a voto por estar confinados o en cuarentena y ha dicho que es “uno de los datos fundamentales que se debería saber”.

Casado ha dicho que el PP ha sido “coherente y responsable” en este caso. “Confío en que esta incertidumbre política se despeje cuanto antes porque nuestra obligación es ocuparnos de los problemas que hay en Cataluña”, ha finalizado.