viernes, 5 marzo 2021 20:31

El juez de ‘Kitchen’ interroga este martes al comisario Martín-Blas

El que fuera jefe de la Unidad de Asuntos Internos Marcelino Martín-Blas comparece este jueves ante el juez de la Audiencia Nacional que investiga la ‘operación Kitchen’, Manuel García Castellón por las vigilancias que el departamento que llevaba a cabo realizó en las inmediaciones de la vivienda del extesorero del PP Luis Bárcenas.

Martín-Blas declarará como investigado justo tres días después de que lo hiciera el exjefe de la Sección de Vigilancias y Seguimientos de la Unidad de Asuntos Internos Jesús Vicente Galán. La citada unidad policial realizó presuntamente labores de vigilancia tanto en las inmediaciones del piso de los Bárcenas como en la calle General Díaz Porlier de Madrid, donde tenía el estudio de restauración de arte la mujer de Bárcenas, Rosalía Iglesias.

En un auto con fecha del pasado 3 de noviembre, el titular del Juzgado Central número 6, Manuel García Castellón, señalaba de la existencia del vehículo de la UAI en las inmediaciones de Díaz Porlier permitía inferir que “funcionarios policiales adscritos a la Unidad de Asuntos Internos (…) realizaron labores de vigilancia en un inmueble relacionado con Rosalía Iglesias, la esposa del Sr. Bárcenas”, un cometido que considera “totalmente ajeno” a la función de dicha unidad.

Por ello, citó a declarar como testigo al entonces jefe de seguimientos, Jesús Vicente Galán; a la agente que llevó a cabo al menos dos vigilancias; y, como investigado, al jefe de la UA, Marcelino Martín-Blas, cuya comparecencia inicial se aplazó.

Galán fue imputado tras declarar como testigo en esta pieza 7 ‘Kitchen’ del caso ‘Tándem’ a finales del pasado mes de noviembre, cuando aseguró que su unidad había tenido una participación mínima en relación a las vigilancias a la mujer de Bárcenas, una versión que no convenció al juez instructor, por lo que ahora se investiga su actuación.

EL JEFE DE SEGUIMIENTOS APUNTÓ A SU SUPERIOR

En su reciente declaración, ya como investigado, el exjefe de vigilancias y seguimientos precisó que el seguimiento se hizo a un coche cerca del domicilio de la familia Bárcenas y todo ello por orden de su superior, el comisario jubilado Marcelino Martín-Blas. Añadió que éste además le advirtió de que esa zona era donde residía extesorero del PP, según fuentes jurídicas presentes en la comparecencia.

Asimismo, Galán explicó que el dispositivo de vigilancia se levantó después de que descubrieran otros vehículos que pertenecían a la Comisaría General de Información de la Policía rondando por la misma zona.

Con todo ello, Martín-Blas, que anteriormente ya ha declarado por su presunta participación en la supuesta operación de espionaje al entorno familiar y personal de Luis Bárcenas, deberá ahora aclarar si ordenó poner en marcha dicho dispositivo de vigilancia en las inmediaciones a la vivienda del extesorero.