jueves, 4 marzo 2021 23:25

Arrimadas apela a indecisos y abstencionistas

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha apelado a los electores indecisos y a los posibles abstencionistas para que den su voto a la formación naranja y le permitan liderar un gobierno constitucionalista en Cataluña tras las elecciones del próximo 14 de febrero.

Pese a las encuestas que dicen que esta vez Cs se quedará con solo un tercio de los 36 diputados que consiguió en los comicios de 2017, Arrimadas sostiene que “está todo abierto”, y no da por hecho que el PSC, que hace tres años obtuvo 17 escaños, vaya a superar a su partido.

“Entre los que son indecisos y los que dicen que no creen que vayan a ir a votar, arrasan en Cataluña. Por lo tanto, la clave de estas elecciones va a ser la movilización. Si Ciudadanos tiene la fuerza suficiente, podemos liderar un gobierno constitucionalista, pero si al PSC le dan los números para otro tripartito, vamos a tener otro tripartito”, ha declarado en una entrevista en laSexta.

Arrimadas ha animado a los que quieren “un cambio” en Cataluña a que acudan a las urnas el día 14 o voten antes por correo, aprovechando que el independentismo está “desmovilizado y desnortado”.

NO IR A VOTAR SUPONDRÁ “CUATRO AÑOS MÁS DE PROCÉS”

“Si nos quedamos en casa, al final vamos a tener más años de ‘procés’, de mala gestión sanitaria, de ruina económica”, ha advertido, subrayando que los catalanes no están “condenados a tener otro gobierno independentista u otro tipartito” del PSC con Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) y En Comú Podem.

Según ha manifestado, no se cree la afirmación del candidato socialista a la Presidencia de la Generalitat, Salvador Illa, de que en su gobierno no habrá personas que busquen la independencia de Cataluña. “El acuerdo del tripartito ya está hecho, fue la contrapartida de los Presupuestos”, ha dicho sobre el apoyo de Esquerra y de EH Bildu a las cuentas públicas del Ejecutivo de Pedro Sánchez.

Aunque ha admitido que a Ciudadanos le encantaría poder gobernar solo, Arrimadas cree que los políticos deben ser sinceros con los votantes y explicar que en Cataluña harán falta pactos entre distintos partidos.

“Yo quiero sumar con todos los constitucionalistas”, ha indicado, apostando por un gobierno “centrado”, integrado por Cs y el PSC y liderado por Carlos Carrizosa, para alcanzar acuerdos “por un lado y por otro”.

En este sentido, ha asegurado que Cs no va a “hacer como el PP y el PSOE, que piden el voto a los constitucionalistas y al final acaban pactando en Cataluña o en Madrid con el separatismo”, generando, en su opinión, una sensación de “abandono” en muchos catalanes no nacionalistas.

Por otro lado, la líder de la formación naranja ha hecho hincapié en que, en lo que se refiere a los pactos, no hay que hablar “solo del quién, sino del qué”, y ha preguntado al PSC si, como Cs, quiere bajar los impuestos, combatir la ocupación ilegal de viviendas, impedir que “el separatismo siga metiendo sus mantras” en la educación y los medios de comunicación públicos y reforzar los servicios públicos tras cerrar “los chiringuitos (políticos) del ‘procés'”.

EL “NEGACIONISMO” DE PP Y VOX CON EL INDEPENDENTISMO

Arrimadas también ha afirmado que con un gobierno encabezado por Ciudadanos, que se preocupe por las políticas de empleo o de ayuda a la dependencia más que por la independencia de Cataluña o por la situación del presidente de ERC, Oriol Junqueras, condenado por el proceso soberanista de 2017, todos los catalanes “van a poder vivir mejor”.

Ahí incluye a los independentistas, a quienes ha instado a reflexionar sobre “qué han ganado los catalanes en estos diez años de ‘procés'” y con un Govern que “no es que haya gobernado para media Cataluña, es que no ha gobernado para nadie”.

A su modo de ver, “no se puede ser negacionista” y decir que “el independentismo no existe”, como cree que hacen el PP y Vox, pero tampoco se puede actuar como los partidos separatistas y considerar que quienes se sienten españoles “no son catalanes”. Frente a esas visiones, Cs ofrece que “ganemos todos de una vez, después de diez años perdiendo todos los catalanes”, ha indicado.