domingo, 7 marzo 2021 16:07

El presidente cántabro, es “prudente, realista y optimista” para Semana Santa:

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha insistido en la posibilidad de levantar el confinamiento de la comunidad autónoma y de que haya una “apertura perimetral” en España en Semana Santa, extremo “condicionado”, eso sí, a que la curva de contagios de coronavirus baje “significativamente” y se haya vacunado para entonces -abril- a cerca de un 20 por ciento de la población.

“Eso es ser prudente, realista y optimista al mismo tiempo”, ha considerado el regionalista este viernes, a preguntas de los periodistas sobre las palabras de ayer, jueves, de su vicepresidente, el socialista, Pablo Zuloaga, quien opinó que es “pronto” para tomar decisiones sobre las vacaciones de Pascua y pidió ser “muy prudentes”.

Pero el jefe del Ejecutivo PRC-PSOE ha insistido en que si la curva de casos Covid desciende “significativamente” -“ahora ni soñarlo”, ha apostillado- y en abril están vacunados entre el 15 y 20% de los ciudadanos, “podemos a lo mejor contemplar la posibilidad de una apertura perimetral en España”.

Sería, por tanto, un levantamiento del confinamiento “condicionado” a esos dos requisitos: a la bajada de contagios y el aumento de la vacunación, ha remarcado Revilla. “No es que sea optimista, soy realista”, ha expresado, antes de añadir que también se considera “prudente”.

El presidente cántabro ha reiterado que la pandemia “no se va prolongar eternamente” y, además, “llegará el momento en el que tengamos vacunas y esto empiece a cambiar. Si no -ha reflexionado- sería para no levantarte por la mañana ni seguir todos los días en actos y actos”.

Además, Revilla -que ha hecho estas declaraciones en la toma de posesión del nuevo presidente del Puerto de Santander- ha incidido en que el invierno es un factor “propicio” al virus mientras que en verano “prácticamente desaparece”, como sucedió el año pasado.

Así, si se tiene en cuenta que en primavera “se puede ir atenuando” la incidencia del Covid y la curva “baje” al tiempo que haya más vacunas, cree que en verano puede haber un “panorama mejor. Eso es ser prudente, realista y optimista al mismo tiempo”.

DATOS ESTABILIZADOS EN CANTABRIA

De momento, y por lo que se refiere a Cantabria, el presidente ha corroborado que los datos “están estabilizados”, según las cifras de casos los últimos días, aunque ha admitido que la curva de contagios no está bajando “en una proporción muy significativa”.

Así, la región está en una línea “parecida” a la conjunto del país, aunque con la “ventaja” de que aquí, gracias a medidas “durísimas” tomadas haces “meses”, se ha mantenido “contenida” la incidencia.

De este modo, la acumulada a catorce días no ha sobrepasado “nunca” la barrera de 400 positivos por cien mil habitantes en los últimos 60 días, mientras que la media española se “aproxima” a los mil casos, ha comparado.

Ahora bien, el nivel de Cantabria -360- “todavía es muy alto”, por lo que hay que mantener las medidas restrictivas adoptadas mientras se avanza con la inmunización: “la clave está en las vacunas”, ha sentenciado.

EUROPA, EN EL FURGÓN DE COLA DE LAS VACUNAS

A este respecto, Revilla ha manifestado que le da “un poco de pena” que Europa esté en el “furgón de cola” de los países desarrollados en lo que a la adquisición de dosis se refiere.

Pero espera que para mediados de marzo y en abril empiecen a llegar varias diferentes y tener así mediados de junio inmunizada a la mitad de la población, ha reiterado para finalizar.