martes, 9 marzo 2021 11:06

Sempi Gold España, el “compro oro” que es un fantasma para la CNMV

el corte ingles

Quién no ha visto un establecimiento con un cartel que reza “compro oro”. Este metal se ha convertido en un valor refugio que pese a la inflación, mantiene un valor similar con el paso de los años. No es extraño que muchas empresas hayan intentado crecer comprando oro y conservándolo para después venderlo más caro. Todo seguro. Sin embargo, hay algunas empresas que no tienen las cuentas claras (al menos desde 2016). Este es el caso de Sempi Gold España (antes denominada Sociedad Española de Metales Preciosos de Inversión), un “compro oro” en el que la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha puesto el ojo al no figurar inscrita en su correspondiente registro.

Hay muchas dudas en torno a Sempi Gold. Tantas que la CNMV ha emitido una alerta para los inversores. Tantas, que la propia compañía ha emitido un comunicado para tranquilizar a todos sus inversores dadas las circunstancias. Que el supervisor de los mercados emita una alerta y asegure que la empresa no está inscrita en ninguno de sus registros correspondientes no es bueno para la compañía. Y pese a los intentos de la antes llamada Sociedad Española de Metales Preciosos de Inversión de convencer a todo el mundo de que sus cuentas son 100% legales, aún quedan muchas dudas flotando en el aire.

Según la CNMV, Sempi Gold, actualmente dirigida por Gabriel Ruiz Ramírez, no está autorizada para prestar servicios de inversión ni para realizar las actividades reservadas a las instituciones de inversión colectiva. Sin más. De hecho, en el propio aviso el supervisor recuerda a todos (especialmente a los inversores) que las advertencias sobre “chiringuitos financieros” pueden ser consultadas en la página web de la Comisión Nacional del Mercado de Valores.

Por su parte, Sempi Gold ha emitido un comunicado con el que busca calmar a sus inversores, pero que no ha tenido el efecto esperado. “Tal y como indicaba la nota: La CNMV advierte sobre Sempi Gold por no figurar inscrita en sus registros. El supervisor de los mercados ha avisado de que esta entidad no está autorizada para prestar servicios de inversión ni para realizar las actividades reservadas a las instituciones de inversión colectiva”, detallan desde la empresa de “compro oro”.

“Efectivamente, la CNMV se ha expresado correctamente como advertencia ya que nuestra entidad (Sempi Gold España) no está autorizada para la prestación de servicios relacionada en los artículos 140 y 141 del Mercado de Valores, así como de las actividades reguladas en el artículo 1 de la Ley 35/2003, de 4 de noviembre de instituciones de inversión colectiva. Y es que, Sempi Gold, solo y exclusivamente se dedica a la venta de metales preciosos de inversión, aspecto que no se encuentra regulado por la Ley del Mercado de Valores y, por tanto, no se encuentra bajo el paraguas de la supervisión de la Comisión Nacional del Mercado de Valores y si del Banco de España”, insisten desde la compañía.

Según los datos de la página web de la compañía, la empresa de “compro oro” facturó cerca de 9 millones de euros en 2017 pese a no contar con la autorización de CNMV ni figurar en los registros del supervisor. La compañía, que comenzó a operar en España en 2014, ha empezado a operar también en Italia.

“Sempi Gold España solo se encuentra sometida a la supervisión del organismo delegado por el Banco de España para la Prevención del Blanqueo de Capitales y Financiación del Terrorismo (SEPBLAC)”, han detallado desde la empresa.

“Dentro de las labores propios de la Comisión Nacional del Mercado de Valores está la de investigación de las distintas entidades para ver si la actividad desarrollada por éstas entra dentro de su paraguas y actualmente, por parte de Sempi Gold España, se está colaborando con la CNMV para la aclaración de cuantos términos y actuaciones sean necesarias para que conozcan claramente la actividad desarrollada por nuestra empresa”, comentan.