lunes, 1 marzo 2021 12:11

El juez cita a Monedero para declarar como imputado por el caso ‘Neurona’

El cofundador de Podemos Juan Carlos Podemos ha sido citado para declarar en calidad de investigado por el llamado caso ‘Neurona’, en el que el juez Juan José Escalonilla investiga la presunta financiación ilegal del partido ‘morado’.

Escalonilla ha citado a Monedero para las 11.30 horas del próximo 15 de marzo y ha pedido recabar su “histórico penal”, en una providencia dictada este mismo martes.

Aunque en la resolución el juez no da explicación alguna, la imputación se produce después de que la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) indicara en un informe del pasado 3 de noviembre que Monedero cobró 26.200,31 euros de Neurona Consulting –la matriz mexicana de Neurona Comunidad– por supuestos servicios de consultoría política que no habría prestado, dado que los investigadores apuntan que la única justificación de este pago sería una “factura falsa”.

Según la UDEF, el dinero se recibió el 25 de enero de 2019 pero el banco bloqueó provisionalmente la cuenta corriente de Monedero, a la espera de que acreditara tal ingreso, para lo cual el cofundador de Podemos entregó una factura con fecha de 30 de diciembre de 2018 por valor de 30.000 dólares bajo el concepto de “300 horas de consultoría presencial Buenos Aires, México y Colombia”. La UDEF cree que “habría sido elaborada ‘ad hoc'” porque “reúne suficientes indicios que hacen pensar que se trata de una factura falsa”.

El propio Escalonilla, en un auto del pasado 17 de noviembre, acogió los argumentos de la UDEF al afirmar que “cabe concluir que dicho documento fue elaborado ‘ad hoc’ para justificar dicho ingreso en dicha cuenta bancaria, no reuniendo los requisitos propios de una factura”.

“UN SERVICIO DE DIFÍCIL COMPROBACIÓN”

El juez consideró sospechoso el concepto de la factura, por “la habitualidad de la emisión de facturas falsas bajo el amparo de la presunta realización de servicios de asesoría, al tratarse de un servicio de difícil comprobación”.

También llamó la atención sobre el hecho de que “solo figura como emisor la misma Neurona Consulting, cuando lo lógico es que, si fue Juan Carlos Monedero el prestador de dicho servicio, sea expedida por él, no conteniendo además el receptor”.

Asimismo, el instructor resaltó que “esté fechada el 30 de diciembre de 2018, correspondiéndose con un domingo y tratándose además de la factura numero 1, lo que permite concluir racionalmente, en base a la fecha de dicha factura, que a un solo día de terminar el año no se han emitido más facturas, y por tanto no ha tenido actividad”.

Además, Escalonilla apuntó que “indiciariamente” cabe concluir que este pago a Monedero “tuvo relación con la posterior fundación o constitución de la sociedad mercantil Neurona Comunidad y con la presunta contratación a ésta por parte de la coalición electoral Unidas Podemos”.

Tanto el informe de la UDEF como el auto figuran en el sumario de la pieza separada y secreta que el juez decidió abrir en septiembre para evitar “interferencias o manipulaciones que puedan comprometer de forma grave el resultado de la investigación”, sobre todo “en relación con las cuentas bancarias al poderse realizar nuevos movimientos de cara a desvirtuar la finalidad y trascendencia jurídica de movimientos previos”.

LOS VÍDEOS DE NEURONA

Escalonilla trata de aclarar si Neurona Comunidad hizo el trabajo para el que fue contratada por Podemos por valor de 363.000 euros para la campaña de las elecciones generales del 28 de abril de 2019. Para demostrarlo, la formación política ha entregado una serie de material, incluidos diversos vídeos que habrían sido elaborados por la consultora política, y que el juez ha ordenado analizar para aclarar si realmente fue así.

Como parte de estas pesquisas, el instructor pidió el pasado 3 de febrero a la UDEF que investigara la posible “correspondencia” entre los servicios contratados por Podemos con Neurona, por un lado, y los contratados con Yugen Media, por otro, al entender que ambas empresas harían trabajos similares y, por tanto, podría haberse dado una duplicidad de servicios.

En concreto, el titular del Juzgado de Instrucción Número 42 de Madrid encomendó a la UDEF “comprobar si los vídeos presentados en la presente causa por el partido político pueden derivar de dicho contrato suscrito con Yugen Media, principalmente en relación con los posteriormente publicitados a través de YouTube y otras redes sociales”.

En este contexto, citó como testigos al administrador de Yugen Media, José Miguel Almazán Domingo, y a Eric Alfredo Guerrero Márquez, alias ‘El Colibrí’, como supuesto autor del borrador del contrato entre Podemos y Neurona. En principio, las declaraciones estaban previstas para el 9 de marzo, pero las ha aplazado también al 15 de marzo.

Guerrero Márquez es uno de los nombres señalados al juez por Mónica Carmona, ex responsable de Cumplimiento Normativo de Podemos, que le identifica como “un empleado de Podemos amigo del señor Juan Carlos Monedero” que se habría encargado de redactar los contratos tanto con Neurona como con ABD, otra consultora contratada para la campaña de 2019.

SUPUESTOS SOBRESUELDOS

Por último, Escalonilla ha requerido este martes a Podemos para que en el plazo de cinco días “informe si tenía conocimiento del aumento de sueldo de la gerente, (Rocío) Esther del Val, y del tesorero, Daniel de Frutos, y de otros trabajadores del partido, mediante la inclusión de un complemento de coordinación en la nómina y, si en su caso, tal subida de sueldo fue aceptada por el Consejo de Coordinación, presentando copia del acta”.

Los supuestos sobresueldos son una de las cuestiones incluidas en la denuncia presentada en diciembre de 2019 por el ex abogado de Podemos José Manuel Calvente, y en un reciente escrito de Carmona que la organización ‘morada’ considera una ampliación de la denuncia inicial, si bien hasta ahora el juez apenas había profundizado en esta línea de investigación.

De los hechos denunciados por Calvente, el instructor ha archivado ya los referidos a los contratos electorales con ABD, las obras de la nueva sede, la supuesta ‘Caja B’ y el presunto acceso no consentido al disco duro de la abogada de Podemos Marta Flor. Sin embargo, ahora las acusaciones populares sopesan pedir a Escalonilla que indague también en los nuevos hechos mencionados por Carmona, entre ellos el presunto uso de una empleada del partido como niñera por parte de la ministra de Igualdad, Irene Montero.