viernes, 23 abril 2021 04:46

Aros de cebolla: cómo lograr que estén crujientes y sabrosos

Una de las recetas caseras por excelencia si queremos sorprender a nuestros invitados con un plato sencillo pero delicioso, al más puro estilo americano, son los aros de cebolla. Son perfectos para pasar una tarde con amigos, de picoteo, buenas bebidas y buena peli. Además, también son un entrante fácil para preparar con gente o en solitario.

Gracias a que lo podemos combinar con una gran variedad de platos principales y salsas, son la opción indicada si los gustos de nuestros invitados difieren mucho entre ellos. Eso sí, una de las cosas que debemos tener en cuenta, es que los aros siempre deben quedar crujientes. De lo contrario, el resultado no será tan deliciosos.

Existen algunos trucos para conseguirlo. Descubre esta receta de aros de cebolla: cómo lograr que estén crujientes y sabrosos.

Ingredientes para hacer crujientes aros de cebolla

ingredientes aros de cebolla

Aunque el origen de los aros de cebolla es desconocido, solemos relacionarlos con la cultura americana gracias a las imágenes de los “Diner” y otro tipo de establecimientos de comida rápida. Por eso, cuando pensamos en montar una comida, cena o merienda de picoteo, nos viene a la cabeza esta sencilla receta y compartirla con nuestros invitados.

Si tienes una reunión a la vista y están pensando en prepararlos, con el objetivo de que queden bien crujientes y deliciosos, lo primero en lo que debemos pensar es en adquirir todos los ingredientes que vamos a necesitar. En primer lugar, por supuesto, no podemos olvidarnos de la cebolla. Con una será suficiente para elaborar un entrante.

Después, el truco está en conseguir 250 ml de leche y 150 gramos de harina de trigo. Más tarde, añadimos a la lista la yema de un huevo, una cucharada pequeña de levadura, una de sal y una cucharada sopera de aceite de oliva virgen extra. ¡Estarán listos mucho antes de lo que te imaginas!