lunes, 19 abril 2021 14:59

Gobierno vasco se reúne con Iceta este miércoles para acordar las transferencias pendientes

La consejera vasca de Gobernanza Pública y Autogobierno, Olatz Garamendi, que se reunirá este próximo miércoles con el ministro de Política Territorial, Miquel Iceta, ha afirmado que su objetivo “primordial” en dicho encuentro es lograr que se ejecute el traspaso a Euskadi de las competencias reconocidas en el Estatuto de Autonomía de 1979, incluida la gestión de las prisiones, que se encuentran pendientes de transferir.

La consejera, que ha comparecido ante los medios de comunicación tras la reunión semanal del Consejo de Gobierno, ha rechazado que haya “escollos” para el traspaso de la gestión de los centros penitenciarios ubicados en Euskadi, y ha asegurado que se trata de una negociación “de largo recorrido” y que se necesita “tiempo” para hacerse “bien”.

Garamendi ha explicado que este próximo miércoles tratará con Iceta el tema de las competencias recogidas en el Estatuto de Autonomía de 1979 que siguen pendientes de transferir a Euskadi. Según ha apuntado, este es un tema en el que ambas administraciones llevan “tiempo” trabajando.

Asimismo, ha recordado que, en el ámbito de la función pública, se pretende abordar posibilidades que permitan reducir las altas tasas de interinidad dentro del marco legal existente.

A su juicio, sería “muy atrevido” decir que este miércoles se pueda cerrar el traspaso de la gestión de los centros penitenciarios. “Obviamente, yo voy con la intención de poder tratar el máximo de transferencias y poder detallar el máximo de aspectos, en los que venimos trabajando ya muchos meses”, ha añadido.

En todo caso, ha recordado que, para el Gobierno Vasco, este es un tema “primordial”, ya que “se trata de traer a casa, a Euskadi, las competencias aún pendientes de transferir”.

Olatz Garamendi no ha querido detallar los posibles problemas que puedan existir para realizar la transferencia de la gestión de las prisiones, ya que se trata de una negociación “larga”, en la que “son muchos los temas a tratar”. “Estamos hablando de un traspaso que viene unido, no solo a los servicios y funciones, sino también a personas, infraestructuras o equipamientos”, ha explicado.

NEGOCIACIÓN DE LARGO RECORRIDO

Por ese motivo, no entiende que haya “escollos”, más allá de que se trata de una negociación “de largo recorrido, que necesita su tiempo para hacerla bien”. “No se trata de hacer un traspaso, sino de la manera en la que se que tiene que hacer y de hacerlo toda la seguridad jurídica”, ha indicado.

Respecto a qué administración asumirá, en el caso de ejecutarse la transferencia, la inversión de 40 millones de euros prevista para una nueva prisión de San Sebastián, Garamendi ha afirmado que en estos momentos, ambos gobiernos están “en plena negociación” también en lo referido al ámbito de las infraestructuras.

ERKOREKA Y CALVO

Por su parte, el portavoz del Gobierno Vasco, Bingen Zupiria, se ha referido a la reunión que celebrada este martes por el vicelehendakari primero del Gobierno Vasco, Josu Erkoreka, y la vicepresidenta y ministra de Presidencia, Carmen Calvo.

Zupiria ha explicado que este encuentro es “consecuencia” de la reunión mantenida hace dos semanas por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el lehendakari, Iñigo Urkullu, en la que ambos mandatarios acordaron que sus vicepresidentes mantendrían una interlocución “frecuente” para dar “impulso” a los asuntos pendientes entre la administración central y la autonómica.

En aquel encuentro también se decidió que se celebrarían reuniones “bilaterales” entre los distintos ministros y consejeros. En este sentido, ha explicado que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y el consejero vasco de Hacienda, Pedro Azpiazu, se reunieron la semana pasada, y que en las próximas semanas se celebrarán, si son “necesarias”, reuniones entre otros ministros y consejeros.