miércoles, 21 abril 2021 07:10

El Gobierno destaca las políticas contra la discriminación racial y condena a los contrarios a la diversidad

El Gobierno ha aprobado este martes en el Consejo de Ministros una declaración institucional con motivo del Día Internacional de la eliminación de la discriminación racial, que se celebra este domingo, en la que “pone de relieve la ejecución de políticas” para luchar contra el racismo y “condena” las “actitudes y manifestaciones que ponen en cuestión” las “aportaciones positivas que la diversidad étnica brinda” a la sociedad.

Tal y como ha explicado la portavoz del Ejecutivo, María Jesús Montero, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, se trata de un texto que han impulsado los ministerios de Igualdad, Asuntos Exteriores, Educación, Trabajo e Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, y que responde a la “constatación de que la realidad” de España “es diversa, plural” y supone “un activo”.

A pesar de destacar las medidas impulsadas en esta materia, en el escrito el Ejecutivo reconoce que uno de los “principales desafíos” en los que está trabajando es en cumplir con las recomendaciones de las instancias internacionales sobre “mejorar la identificación y publicación de indicadores socioeconómicos y de incidentes racistas, para conocer con mayor nivel de detalle la realidad del racismo” en el país.

“Necesitamos un diagnóstico más preciso, más estadísticas, encuestas y estudios, cuyos datos se recojan teniendo en cuenta los principios de voluntariedad, anonimato, protección de la privacidad y autoidentificación, que nos permitan realizar un análisis más detallado y completo del grado de acceso de las personas migrantes, las personas del pueblo gitano, africanas y afrodescendientes, asiáticas, árabes y demás grupos poblacionales y étnicos a derechos económicos y sociales, tales como la vivienda, la educación y formación, el empleo y la atención a la salud”, apunta la declaración.

DESTACA EL TRABAJO DE LA SOCIEDAD CIVIL

Al respecto, Montero ha destacado el papel de la sociedad civil y de las organizaciones que luchan por los derechos humanos de todas estas personas, grupos, etnias o razas, frente al racismo y la xenofobia.

La ministra portavoz ha señalado que “el esfuerzo” de estas entidades debe ir acompañado de “políticas públicas que favorezcan” la participación de estas personas en la sociedad “independientemente de su origen. Montero cree que todas estas personas tienen un “papel” en la “construcción colectiva” de España.

La responsable de Hacienda ha indicado que, desde 2015 y hasta 2024, la ONU ha proclamado el Decenio Internacional para los Afrodescendientes, por el que los estados miembros se han comprometido a adoptar medidas eficaces en la lucha contra el racismo.

En este sentido, ha explicado que el Gobierno de España impulsará “iniciativas que contribuyan a la protección de personas de ascendencia africana”, reconociendo su “aportación” al patrimonio nacional.

En este sentido, Montero ha recordado que el Ejecutivo condena “condena” aquellas “actitudes y comportamientos que pongan en cuestión las múltiples aportaciones positivas que esta diversidad racial y étnica brinda al conjunto de la sociedad”. “Aquí nadie sobra y todo el mundo suma”, ha concluido.