martes, 13 abril 2021 07:15

Castells: “La política del Ministerio es favorable a la creación de universidades privadas”

El ministro de Universidades, Manuel Castells, ha afirmado ser favorable a la creación de universidades privadas, siempre y cuando sean “de calidad” y no sean “negocios”, porque “aumentan la oferta educativa”.

Así lo ha señalado este jueves en la Comisión de Ciencia, Innovación y Universidades del Senado, donde ha dado cuenta de los objetivos de su Departamento para este año 2021.

Durante su comparecencia, el ministro ha recordado que su Ministerio está preparando un Real Decreto (que sustituirá al Real Decreto 420/2015) que establecerá nuevos requisitos para la creación y reconocimiento de universidades, tanto públicas como privadas, que garanticen la calidad de las enseñanzas universitarias.

Según ha manifestado, este nuevo Real Decreto no supondrá en modo alguno “una cortapisa” a la creación de universidades privadas, sino “más bien al contrario”. “La política del Ministerio es favorable a la creación de universidades privadas”, ha afirmado.

En este sentido, reconoce que también podrá haber “toda clase de centros y escuelas que no sean universidades“, pero para este caso, tendrán que crearse y regirse “siguiendo la normativa general de empresas”. “No tenemos ningún problema con eso”, ha asegurado Castells, que sin embargo quiere que estos centros “no induzcan a engaño a los estudiantes” al definirse como universidades.

“Apoyamos las universidades privadas de calidad, pero aseguramos que sean universidades, que no sean negocios, y si son negocios, son empresas, bienvenidas”, ha dicho.

En cualquier caso, ha dejado claro que la universidad pública es la “prioridad absoluta” de las políticas de su Ministerio, ya que “es la universidad que pagan todos los españoles y ha de estar al servicio del conjunto de la sociedad”.

El Real Decreto ya tiene el informe favorable del Consejo de Universidades y de la Comisión Delegada de la Conferencia General de Política Universitaria desde el mes de febrero y está “en la última fase de tramitación antes de ser aprobado por el Consejo de Ministros”, según ha avanzado.