sábado, 10 abril 2021 14:07

Consejera de Salud valenciana asegura que el 8% del profesorado ha rechazado vacunarse

La consellera de Sanidad Universal y Salud Pública, Ana Barceló, ha asegurado que hay un grupo “reducido” del profesorado, el 8 por ciento, que ha rechazado vacunarse contra el coronavirus en la primera tanda, aunque todavía no hay información sobre cuáles son las razones.

Así mismo, ha señalado que estas personas que no han querido vacunarse, si cambian de opinión, podría pedir la vacunación en los dos días que quedan pendientes o tendrán que ser vacunados en los grupos de edad que les corresponda.

Barceló se ha pronunciado así ante los medios durante su visita a las obras de ampliación del Hospital Universitari de La Plana de Vila-real (Castellón).

Preguntada por la opinión de algunos sindicatos de educación que están a favor de que la vacunación sea obligatoria, la consellera ha recordado que en estos momentos no hay ninguna norma que oblique a nadie a vacunarse. “Por tanto no podemos obligar, sino analizar y ver cuáles son las causas o motivos, siempre legítimos, para no vacunarse”, ha dicho.

POBLACIÓN VACUNADA EN VERANO

En cuanto a si considera que en verano el 70 por ciento de la población podrá estar vacunada, Barceló ha subrayado que, aunque habrá que hacer una reprogramación, el Ministerio de Sanidad tiene la información suficiente para poder afirmar que se alcanzará ese porcentaje en junio o julio. “La Comunitat Valenciana tiene capacidad, pero está a resultas del número de vacunas que llegan”, ha apuntado.

Por otra parte, la consellera ha afirmado que en la estrategia de la Comunitat Valenciana no se pierde de vista ni la situación en la que viven el resto de comunidades autónomas, ni el panorama europeo. “Analizamos todos los datos, fundamentalmente los de la Comunitat Valenciana, para ver cómo evolucionan”, ha indicado.

En esta línea, ha destacado que tras el esfuerzo de la ciudadanía y de los sectores económicos, “ahora no hay que relajar la prudencia, y hay que ser conscientes que la situación actual hay que mantenerla, aunque no es fácil”. “Cuando vemos que otras comunidades empiezan a subir, también se observa con preocupación”, ha añadido.

Así, ha señalado que todavía no se puede evaluar lo que ha pasado en el puente del 19 de marzo, por lo que hay que esperar a ver las consecuencias de esos días y de después de Semana Santa. “Nuestras medidas están implantadas hasta el día 12, por lo que hemos ido más allá de lo aprobado en el Consejo Interterritorial”, ha concluido.