jueves, 22 abril 2021 16:11

Monasterio critica ayudas a menas y defiende que “tienen que ser para españoles”

¡La candidata de Vox a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, Rocío Monasterio, ha criticado este miércoles que se dé en la Comunidad de Madrid “4.700 euros al mes por mena (menor extranjero no acompañado)” y ha defendido que las ayudas sociales “tienen que ser para los españoles”.

En una entrevista en ‘RNE’, ha reprochado al PP no haberles oído hablar del “problema” que existe en Madrid con las menas. “En la Comunidad de Madrid pagamos por mena al mes 4.700 euros. Ya le gustaría a una familia media española tener 4.700 euros al mes para mantener a un hijo suyo”, ha lanzado la candidata.

“Hablamos de que las ayudas sociales tienen que ser para los españoles, para los que llevan pagando impuestos toda su vida”, ha afirmado, a la vez que ha criticado que haya personas en Madrid que hace un mes estaban trabajando y que ahora están en las llamadas ‘colas del hambre’.

Así, también ha aludido al llamado “escudo social” del candidato de Podemos y ex vicepresidente, Pablo Iglesias, y ha asegurado que ha salido “corriendo” porque “es un cobarde que ha engañado a los suyos”.

Considera Monasterio que los recursos para atender esta emergencia social se podrán obtener del recorte en gasto político. “Ya está bien de colocar a políticos que no saben hacer la O con un canuto en puestos en los que están cobrando 100.000 euros al año”, ha manifestado.

“NOS COMPROMETEMOS A BAJAR EL IRPF”

De la misma forma, ha subrayado que las familias están “ahogadas” y que es necesario que se bajen “de manera inmediata” los impuestos. “Nosotros nos comprometemos a que si ganamos en Madrid bajaremos el IRPF al día siguiente de entrar en el Gobierno”.

También, Monasterio se ha comprometido a rebajar el gasto político y a velar por la seguridad de los barrios de Madrid, así como a combatir la inmigración ilegal y defender el pequeño comercio.

En concreto, ha destacado que las pymes son las que generan riqueza en España y dan empleo a “muchísimas familias”. Ha insistido en la necesidad de conservar ese empleo y convencer a las empresas de que en Madrid hay “un proyecto de futuro”.