lunes, 19 abril 2021 18:06

Vox no pedirá sillones (de momento) si consigue sumar con el PP

Santiago Abascal lo tiene claro y garantizará un gobierno de Isabel Díaz Ayuso en caso de ser necesario el apoyo de Vox para mantener un Gobierno conservador. El objetivo es evitar a toda costa un Gobierno de izquierda en Madrid, pero para ello Vox y el PP deben sumar mayoría absoluta, unos números que auguran la mayoría de encuestas.

Para que Vox sea decisivo, la candidata del Partido Popular, Isabel Díaz Ayuso, tendría que estar a menos de 11 escaños de los 69 que marcan la gobernabilidad de Madrid el próximo 4-M. Los sondeos apuntan a 58 escaños, por el momento, para la líder ‘popular’, mientras Vox obtendría 14, con el 10% de los votos. Si la formación de Abascal consiguiera menos del 8%, Ayuso tendría muy complicada la reelección. El mínimo para entrar en la Asamblea de Madrid es un 5% del total y tan sólo un sondeo les deja fuera de este hemiciclo.

Abascal ha insistido en la utilidad de votar a Vox. A su juicio, el debate sobre el voto útil es estéril incluso en la “trampa” de Madrid, que al ser circunscripción única, los votos valen lo mismo independientemente del lugar donde se resida. De esta forma, todos los partidos que están por encima del 5% obtienen una representación mínima de siete escaños.

MARCA DISTANCIAS CON EL PP

“Es absolutamente útil en términos matemáticos votar a Vox pero, más allá de la cuestión matemática, lo verdaderamente útil es votar a aquel del que te puedes fiar y esa garantía nosotros la damos”, ha explicado en una entrevista en Cope. Además, se ha mostrado “muy poco preocupado” por estas “trampas“, en referencia al sondeo que les dejaría fuera de la Asamblea. “Eso es algo que no sostiene en ninguna tertulia con datos ningún responsable de ninguna empresa demoscópica”, ha asegurado. “No se atreve a hacerlo ni (José Félix) Tezanos“, ha remachado en referencia a las encuestas cocinadas en el CIS.

Abascal insiste en que no se van a equivocar de “enemigo” en esta campaña electoral, pero insiste en derogar “todas las leyes ideológicas aprobadas” por PP y Ciudadanos. El objetivo principal de Vox es que “la izquierda no asalte Madrid”.

Para el líder de Vox, la cabeza de lista de su formación por Madrid, Rocío Monasterio, “no necesita ser tutelada” porque “no hay distinciones de Vox Madrid del Vox a nivel nacional. “Es el mismo proyecto“, ha afirmado. “Pueden encontrar distinciones en el Partido Popular porque tiene discursos” diferentes en las distintas Comunidades Autónomas.

Ayuso ha encontrado en Rocío Monasterio una lealtad que no ha encontrado en su propio gobierno y ni siquiera en su propio partido”, ha asegurado Abascal respecto a la guerras y luchas de poder en el seno de los ‘populares’ y de éstos con otras formaciones, como Ciudadanos. Las relaciones entre el PP y los ‘naranjas’ atraviesan momentos muy duros.

MESES SIN HABLAR CON CASADO

Los líderes de Vox y del PP, Abascal y Pablo Casado, llevan “meses” sin hablarse, una muestra de la escasa relación entre ambos pese a haber compartido el mismo ideario político en el pasado.

“No es importante que la relación personal entre Casado y yo no sea la mejor”, ha dicho el líder de Vox en referencia a las palabras de Casado en la moción de censura. “No tiene ninguna consecuencia política. Nuestra relación personal no es importante porque vamos a actuar con toda responsabilidad“, ha afirmado.

Para Abascal, Ayuso “ha demostrado bastante independencia enfrentándose al Gobierno con mucha más claridad que la dirección nacional de su partido”. Así, ha destacado que el programa de Vox es “muy diferente” al del PP. “Nosotros queremos detener el despilfarro político, reducir a la mitad el parlamento, reducir consejerías y acabar con estructuras ineficientes e inservibles que no den una respuesta directa a los ciudadanos”, ha dicho el líder de Vox, que mantiene su apuesta por los recortes encaminados a adelgazar la administración.

REPARTE A IGLESIAS Y A SÁNCHEZ

También ha lanzado un ataque al exvicepresidente del Gobierno y candidato de Podemos en Madrid, Pablo Iglesias. A su juicio, el salto de Iglesias a Madrid es parte de “la soberbia del personaje”. Además, ha asegurado que viene a incendiar las calles y la convivencia. “Lo mejor es que uno de los peores personajes del Gobierno ha salido del Gobierno”, ha asegurado.

El líder de Vox tampoco cree al candidato socialista Ángel Gabilondo ‘el aburrido’, quien ha asegurado que no pactará con Podemos. “El Partido Socialista es un partido dispuesto a decir una cosa un viernes y hacer exactamente la contraria un lunes“, ha continuado. En este sentido, ha afirmado que Pedro Sánchez está al frente de un Ejecutivo “ilegítimo” porque dijo que no pactaría ni con comunistas ni con separatistas ni con los “herederos de ETA” -Bildu-. “Confiar en las palabras de alguien del PSOE es una torpeza, como hacerlo de alguien de Cs”, ha aseverado.

Por otro lado, también ha criticado a Ciudadanos porque la ‘veleta naranja’ se “mueve como un ciclón” debido a los bandazos en un corto espacio de tiempo. “Los ciudadanos anhelan poder votar con seguridad”, ha dicho. “Quieren saber que con sus votos no se van a hacer cosas raras (…) y para qué van a servir los votos que introducen en la urna”, ha considerado. Así, ha recordado la “deslealtad” de Ignacio Aguado, el exlíder de Cs en la Asamblea de Madrid.

QUERELLA CONTRA SÁNCHEZ

De hecho, Vox espera sentar a Sánchez y su Gobierno en el banquillo para responder “por la gestión de la pandemia, las vacunas perdidas o el dinero entregado a una aerolínea de Venezuela -Plus Ultra, la empresa rescatada por la SEPI con 53 millones pese a tener un sólo un avión-“. “Vamos a esforzarnos hasta el final para que los tribunales arrojen algún día algo de luz sobre la verdad de lo que está haciendo este Gobierno”, ha destacado.

Por otro lado, ha hablado del chantaje de ERC a España en la polémica votación de la gestión de los fondos europeos. “Gracias a nuestra abstención, evitamos un chantaje de ERC al Gobierno antes de unas elecciones catalanas y a todos los españoles. Creo que hicimos lo correcto”, ha zanjado.