miércoles, 21 abril 2021 02:56

Gabilondo quiere que pagues entre diez y 50 veces más por la herencia de tus padres

Si Ángel Gabilondo ganas las elecciones y estás pendiente de heredar… ten mucho cuidado porque antes de tendrás que pagar. Y mucho. En ese escenario se acabaría el vivir en un “paraíso fiscal llamado Madrid” en el que el Gobierno autonómico bonifica al 99% del Impuesto de Sucesiones, pues Gabilondo quiere cambiar las bonificaciones reduciéndolas de forma drástica cayendo hasta el 4% en algunos casos.

Según un documento al que ha tenido acceso este medio, el pasado 12 de febrero el grupo socialista presentó nada más y nada menos que 18 enmiendas ante la Asamblea de Madrid en la que pedían nuevas bonificaciones de la cuota del Impuesto de Sucesiones según el grupo y el valor del bien heredado. Es decir, cuánto más heredes, más pagas.

Sin embargo, aunque las intenciones socialistas sean las que se demuestran en los documentos, Ángel Gabilondo ha dado marcha atrás y dice que “no quiere cambiar la fiscalidad madrileña en época de crisis”. Al menos durante dos años.

A efectos prácticos, una bonificación se trata de la cantidad de dinero que el Gobierno renuncia a cobrar. De este modo, si heredas un inmueble o un bien, tendrás que hacer la liquidación del mismo y a esa cifra tendrás que aplicarle la bonificación correspondiente estipulada por la ley. Cuanta más baja sea la bonificación, el Estado te quitará más, puesto que estás obligado a pagar el porcentaje que está fuera de la bonificación en tu cuota íntegra.

Pongamos un ejemplo, si alguien hereda un bien de su madre fallecida, para poder hacerlo, tendrá que presentar la liquidación del Impuesto sobre Sucesiones en la comunidad en la que resida. Si, hechos los cálculos oportunos, sale una cuota íntegra de 1.250€, a esta cifra tendrá que aplicarse la bonificación del 99%, es decir, que debería ingresar 12,50€ (el 1% de 1.250€). Sin embargo, si Gabilondo llega a presidir la Real Casa de Correos ese porcentaje cambiará obligando a los herederos y legatarios a pagar un mayor importe de su cuota tributaria correspondiente.

Cabe destacar que la cuantía a pagar por cada contribuyente es diferente puesto que este tipo impositivo cuenta con sus respectivas reducciones en ciertos casos tales como tener discapacidad, ser víctima del terrorismo o según el parentesco que se tenga con el fallecido, entre otros. Además, la cantidad final a pagar también aparecerá modificada si el heredero o legatario tiene contratado un seguro de vida.

Los familiares directos podrían llegar a pagar la mitad de la liquidación

El plan fiscal de los socialistas en el caso de que ocupen la presidencia de la Comunidad de Madrid propone una bonificación del Impuesto de Sucesiones por tramos de la base imponible y según al grupo que pertenezcas. Es decir, pagarás por heredar según el valor económico de las adquisiciones que te correspondan, tu edad y tu parentesco con el fallecido.

Ángel Gabilondo propone en sus enmiendas para cambiar la fiscalidad madrileña las mismas bonificaciones para los residentes madrileños del Grupo I y Grupo II. Según la Ley 29/1987, en el Grupo I se encuentran los descendientes y adoptados menores de veintiún años y en el grupo II si sitúan los descendientes y adoptados mayores de 21 años, así como, parejas de hecho, cónyuges, ascendientes y adoptantes. Englobados en estos dos grupos se encuentran los familiares directos de la persona fallecida.

El Impuesto de Sucesiones solo se quedará como está en el caso de que seas menor de 21 años y heredes un bien de un valor inferior a 403.000 euros. Una situación no muy habitual a la hora de heredar.

Sin embargo, si heredas un bien valorado entre 403.000 y hasta el 1.008.000 euros tendrás que pagar el 10% de la cuota íntegra de lo que heredes antes de hacerlo. Ojalá tengas el dinero necesario, porque en caso contrario tendrás que donar tu herencia al Gobierno de la Comunidad de Madrid si no has podido pagarlo en un plazo máximo de seis meses desde que se hace la herencia.

Asimismo, el Impuesto de Sucesiones asciende si heredas un valor mayor. En el caso de heredar un bien desde 1.008.000 a 2.008.000 euros este bonifica al 70%, es decir, pagarías el 30% de la cuota del bien o inmueble que heredes.

Pero Gabilondo pone la cosa aún más complicada si heredas un bien comprendido entre 2.008.000 y 4.021.000 euros puesto que el Impuesto de Sucesiones se bonifica al 60%, es decir o pagas el 40% de la cuota íntegra o tienes que renunciar a la herencia a pesar de que legítimamente te pertenecía.

Y por último, en el caso de heredar 4.021.000 euros en adelante, el Impuesto de Sucesiones se bonifica al 50%. Es decir, si se da el escenario de heredar una casa de cinco millones de euros tendrás que pagar al Estado la mitad de la cuota íntegra. Igual, gracias a Gabilondo, no eres tan afortunado.

El hachazo fiscal de Gabilondo lo recibirán los colaterales pendientes de heredar

Pero el verdadero atraco fiscal que propone el grupo político liderado por Ángel Gabilondo irá para los grupos III y IV en los que se engloban a los familiares colaterales. En concreto, al grupo III pertenecen los hermanos y en el grupo IV se encuadran a los sobrinos y tíos de la persona fallecida.

Actualmente, la bonificación para los pertenecientes al grupo III mantienen una bonificación del 15%. Pero Gabilondo quiere cambiarlo. En el caso de heredar un bien de un valor que no se exceda de los 403.000 euros, el impuesto tendrá una bonificación del 30%. En el tramo de 403.000 hasta los 1.008.000 euros estarás obligado a pagar, antes de adquirir el bien, el 25% de la cuota íntegra correspondiente hecha la liquidación.

Y el “atraco” continúa…. Si heredas desde 1.008.000 a 2.008.000 euros tendrás el Impuesto de Sucesiones bonificado al 20%, es decir, Gabilondo se quedará el 80% de tu liquidación. Pero el drama llega si heredas un bien altamente costoso. En el caso de heredar 4.021.000 euros en adelante tendrás que pagar el 90% de la cuota tributaria.

Pero por si fuera poco, los más desafortunados son los madrileños pertenecientes al Grupo IV establecido por la Ley. En este grupo se encuentran los “colaterales de cuarto grado, primos, tíos y otros grados” y actualmente tienen este impuesto bonificado al 10%. Es decir, los familiares más lejanos tendrán que pagar por heredar un alta cuantía, si es que la tienen porque en el caso contrario heredará el Ejecutivo regional.

El hachazo fiscal de este Impuesto, considerado injusto en países como China o Rusia, se ceba con los familiares menos directos. Gabilondo quiere reducir la bonificación actual del 10% hasta el 8% para las adquisiciones entre los 2.008.000 y 4.021.000 euros y hasta el 4% si eres legatario de un bien o inmueble que vale más de 4.021.000 euros. En este último caso, Gabilondo solo te perdonará el 4% de tu cuota íntegra. Vamos, Gabilondo aumentará el caudal de las arcas públicas gracias a tus herencias.

Gabilondo recula y dice que no tocará los impuestos en los próximos dos años

El candidato a la presidencia, Ángel Gabilondo, ha reculado sobre este plan fiscal propuesto por los socialistas en la Asamblea de Madrid. En un acto de precampaña, el político del PSOE ha prometido que no tocará los impuestos en los próximos dos años.

Esta decisión ha sido justificada por la situación generada por el coronavirus. Gabilondo así lo defendió:

“Mi idea es que en esta coyuntura excepcional no se toque la fiscalidad durante estos dos años. Abrir todo el proceso de la fiscalidad en este momento nos parece que llevaría a la inoperancia de un gran debate”

Ángel Gabilondo (PSOE)

No obstante, las pretensiones socialistas están muy claras en las enmiendas presentadas ante la Asamblea madrileña y en dos años la política fiscal de la región podría modificarse en caso de que Ángel Gabilondo ocupe la presidencia de la Comunidad de Madrid.

El Impuesto de Sucesiones no es el mismo en toda España

Cabe destacar que este Impuesto de Sucesiones no está unificado a nivel nacional. De este modo, cada Comunidad Autónoma decide cuánto tendrán que estipular cuánto tienen que pagar sus contribuyentes por heredar. Las bonificaciones varían y mucho de un territorio a otro en nuestro país.

Esta tasa tendrá que ser abonada en el lugar de residencia habitual del fallecido. En el caso de residir en la Comunidad de Madrid solo tendrás que pagara una cuantía mínima del 1% de la liquidación, pero esto cambiará si Gabilondo llega al poder de la región.

Cada Comunidad Autónoma tiene una bonificación diferente. En el caso de la Comunidad Valenciana, los residentes allí gozarán de una bonificación del 75% de la cuota tributaria que les corresponda si pertenecen al grupo I o del 50% para el grupo II. En el caso de Andalucía, todo lo heredado que no se exceda del millón de euros estará exento de esta tasa. Y en el territorio catalán se regula una bonificación del 99% al 20% e inversamente proporcional a la base imponible.

De este modo, el Impuesto de Sucesiones no es el mismo en toda España y heredar depende de la legislación autonómica. En caso de formar gobierno, el grupo socialista pretender cambiar las bonificaciones de este Impuesto que grava cuando heredas un bien de un familiar fallecido. Este Impuesto de Sucesiones es considerado injusto por muchos puesto que se debe pagar una cuota tributaria al Gobierno por heredar a pesar de que ese bien ha estado toda la vida pagando otro tipo de impuestos.