jueves, 6 mayo 2021 23:32

Clínica desintoxicación en Madrid

Las adicciones condicionan tu forma de vida o, más bien, la manipulan. Es difícil que una persona adicta haga una vida normal. Cuando le falta lo que le genera el vicio, sufre y puede derivar en repetidos episodios de ansiedad. 

Llegados a este punto, lo primero es ser consciente de que tienes un problema y cuando lo asumas, informarte sobre alguna Clínica Desintoxicación que pueda ayudarte. Por ejemplo, el Centro Terapéutico Momento es un lugar muy completo, ya que tienen muchos Tratamientos de adicciones tanto para las químicas (drogas) como para las conductuales (juego, nuevas tecnologías, sexo, deporte, etc.). 

La rehabilitación es un proceso largo y doloroso en el que cabe la posibilidad de recaer cuando menos lo esperes. Los centros trabajan para que eso suceda lo menos posible. Para que un proceso de rehabilitación se complete satisfactoriamente, influye el comportamiento de la persona adicta y de su círculo más cercano. Veamos cómo se puede trabajar. 

¿Qué puedes hacer tú para evitar la recaída? 

Cuando se comienza un tratamiento, lo más importante es que se complete porque si se interrumpe, aumentan las posibilidades de recaída. 

También influye el apoyo. La persona adicta va a mentir y va a negar hasta la saciedad que tiene un problema. Te dirá que no le pasa nada, que es capaz de controlar y de salir cuando quiera. Si es incapaz de reconocer que tiene un problema, imagínate, entrar en un centro de desintoxicación. Es la última de sus opciones. 

Así que mucha diplomacia y tacto con la persona adicta. Tienes que mimarla porque está enferma.

La rehabilitación es un proceso largo y duro. Hay momentos de arrebato, momentos de ira y momentos muy angustiosos también para los terapeutas, ya que los pacientes están en una situación muy vulnerable y pueden llegar a tener conductas peligrosas. Por eso, hay que tener mucha paciencia y ser muy comprensivos con ellos; tendrán reacciones inesperadas y desproporcionadas en más de una ocasión. 

Terapias conductuales

Las terapias conductuales son muy efectivas en el proceso de rehabilitación. A través de la terapia, ayudan a canalizar la situación de estrés con otras vías de escape que no sean la de recurrir a las drogas. 

Los centros de desintoxicación hacen terapias individuales, grupales y en familias. Por eso, es muy importante sentirse apoyado por las personas más cercanas. No solo en el proceso de rehabilitación, sino también después. Muchos pacientes, cuando salen de las clínicas de desintoxicación, se encuentran solos y perdidos ante el comienzo de una vida nueva. De modo que también es muy importante trabajar y reforzar correctamente la parte psicológica.

Nadie puede asegurar que un adicto no vuelva a recaer, pero sí se puede hacer todo lo posible para devolverle la autoestima, que se sienta con confianza en sí mismo para ser fuerte y darle la espalda a las drogas o a cualquier otra adicción. Por eso, afecto, amor y cariño tienen que ir de la mano del apoyo. Y esto es lo que trabajan los profesionales del Centro Terapéutico Momento.