jueves, 6 mayo 2021 21:16

La cúpula del PSOE entierra a Pilar Llop y cortan de cuajo sus aspiraciones

Pilar Llop, número tres en las listas socialistas, al menos se veía con un papel protagonista. La senadora veía el equipo de la Comunidad de Madrid como algo similar a lo que ocurre en el Gobierno central, es decir, que el hipotético presidente autonómico Ángel Gabilondo estaría rodeado de Hana (“Kamala“) Jalloul como su vicepresidenta al acecho y ella sería la “futura número dos” del PSOE. El problema es que desde Ferraz han impuesto a la ministra de Industria, María Reyes Maroto, como vicepresidenta económica en caso de que el catedrático en metafísica logre los apoyos necesarios para gobernar. Esta decisión no ha gustado al entorno de Llop ya que significa que, como mucho, será una consejera más del equipo sin posibilidades de llegar a lo más alto. La llegada de “Kamala” ya fue dura para la senadora porque le aseguraba que no sería la sucesora de Gabilondo. Pero el aterrizaje de Reyes Maroto le dice que desde el partido no cuentan con ella para nada.

El aterrizaje forzoso y fuera de tiempo de Reyes Maroto no altera la agenda de la querida exsecretaria de Estado de Migraciones “Kamala” Jalloul. Ella sigue siendo la favorita de Pedro Sánchez para heredar el liderazgo del PSOE en la Comunidad de Madrid y se espera que sea la candidata para las elecciones autonómicas de 2023. De hecho, también se da por hecho que la vicepresidenta primera de la Comunidad de Madrid sería Jalloul sin reservas, pues a Reyes Maroto se le conserva un honor algo por debajo del que Sánchez le ha reservado a su persona de confianza. El problema de todo esto es que nadie ha tenido en cuenta las aspiraciones de Llop y el mensaje que lanza a los socialistas esta decisión: la senadora ya no cuenta con el apoyo de la mayor parte del partido, al menos de la cúpula socialista.

hana jalloul
Hana Jalloul.

Llop tenía un sueño. Antes de que se supiera que las elecciones en la Comunidad de Madrid se iban a anticipar por una chapuza épica de Ciudadanos, la senadora contaba con ser la sucesora de un Gabilondo que ya estaba cansado de ser el candidato. En el seno de la Asamblea no había diputado que no diera por hecho que Gabilondo se iba a ir “echando leches” a otro cargo. Y en esa coyuntura solo se hablaba con fuerza de dos posibles candidatas: o la ministra de Defensa, Margarita Robles, o la senadora socialista Pilar Llop. Robles tiene demasiadas aspiraciones como para conformarse con lo que para ella es un cargo secundario, pero a Llop sí que le apetecía el reto y además contaba con el apoyo incondicional de gran parte de los diputados socialistas.

Echando cuentas, para el entorno de Llop, la senadora tan solo podrá optar casi con toda seguridad a una consejería relevante, pero nada de ser candidata de aquí a unos años ni nada de vicepresidencias pomposas. Lo cierto es que desde el PSOE sopesan varios escenarios, pero en ninguno de ellos Llop tiene un papel activo a nivel electoral; y eso sin tener en cuenta que lo más probable es que, dadas las cifras, si el bloque de izquierdas tiene opciones de gobernar, lo hará con el apoyo necesario de Más Madrid y de Podemos, algo que condicionará también los nombres que se pongan sobre la mesa para las consejerías y las vicepresidencias. Y todo siempre que Más Madrid no exija un gobierno de coalición.

Todo se ha urdido desde arriba y sin ningún tipo de respeto a quienes se fajan en la autonomía a diario

Fuentes del PSOE de Madrid aseguran que Llop está decepcionada con la decisión adoptada por Ferraz, pero que tampoco le ha sorprendido que Sánchez haya dado otro golpe de efecto con una de sus ministras. Están acostumbrados a que el presidente del Ejecutivo tire de “efectos Illas” para intentar seducir a parte del electorado socialista. Pero en cualquier caso, ni Gabilondo ni Llop han tenido absolutamente nada que decir en relación a las elecciones de la Comunidad de Madrid del próximo 4 de mayo. Todo se ha urdido desde arriba y sin ningún tipo de respeto a quienes se fajan en la autonomía a diario por las siglas del partido. Y este “feo” a Llop se ha fraguado también con absoluto secretismo, pues nadie sabía que la ministra de Industria tenía intención de convertirse en vicepresidenta económica de la Comunidad de Madrid porque sí.

LOS PLANES DE “KAMALA”

Afortunadamente para la preparadísima Hana Jalloul, sus planes no se han alterado lo más mínimo con la llegada de María Reyes Maroto a los planes de la Comunidad de Madrid. La exsecretaria de Estado de Migraciones cuenta con la total y absoluta confianza de Pedro Sánchez y es la elegida por la cúpula de Ferraz para sustituir a Gabilondo al frente del PSOE de Madrid. Ella será vicepresidenta. Y si los números no dan porque Más Madrid exige otras cosas o incluso ‘sorpassa’ al PSOE, ya se encargarán de darle una consejería en la que pueda lucirse para después heredar un partido en manos de un Gabilondo cansado y harto de tantas intrigas políticas.

es la elegida por la cúpula de Ferraz para sustituir a Gabilondo al frente del PSOE de Madrid

El problema es que quienes ahora ostentan un lugar interesante dentro del partido (o de las listas electorales) corren el riesgo de ser apartados cuando Jalloul tome el mando. Entre ellos, está la propia Pilar Llop, quien ya ve cómo su sueño de ascender en la política se ha convertido en una pesadilla de supervivencia para mantenerse en la primera línea. La historia es que de momento ha visto que su mayor proyecto de aquí a unos meses es ser consejera. Y de aquí a varios años, también. Esto ha caído como un plomo en el entorno de la senadora que ya valora opciones.