martes, 18 mayo 2021 23:28

Blas de Lezo: el héroe español que se ha convertido en zapatilla a pesar de ser cojo

el corte ingles

La política está de moda y nunca mejor dicho. Los partidos, las grandes mentes que los lideras o los sentimientos que cada logo encarna están sirviendo para que proliferen las tiendas con artículos que representen los valores ideológicos de sus creadores y compradores. Este es el caso de Almirante Blas, una tienda online ubicada en el centro de Madrid, que ha creado las zapatillas más patrióticas, tanto que las han llamado como el almirante más famoso de la historia de España: Blas de Lezo.

Estas mentes brillantes que han decidido emprender son cuatro primos llamados Alejandra, Nacho, Curro y Pipe. Los primos han creado esta firma por que les “mola muuuuucho ser españoles” y así lo expresan en su web. La patria hasta en los zapatos así sí, porque un español se viste por los pies.

De este modo, la elección de llamar a su firma de moda Blas de Lezo no es casual y así consta en su e commerce; “Inspirándonos en Blas de Lezo, nuestro reto es transmitir la pasión que tenemos por nuestra historia, tradiciones y costumbres. En definitiva, todo aquello que hace de España un país único e increíble”. Como no podía ser de otra forma, estas zapatillas son 100% made in Spain tanto en materiales como en espíritu. Santiago y cierra, España.

UNA ZAPATILLA PARA CADA ESPAÑOL

Pero si pensáis que estos artículos son una mera ensoñación del universo del Almirante Blas os equivocáis. Las Blas son mucho más. Más que una rima, más que un homenaje, Las Blas son España. De este modo, la web ofrece pares de múltiples colores para agradar los gustos de cada ibero que lleve en sus talones esta singular creación.

Las Blas se tratan de unas deportivas ya que no hay un calzado español más icónico según sus creadores. Ni los castellanos. “¿Qué español no ha llevado alguna vez unas bambas?”, se preguntan estos jóvenes empresarios en su web. Seguramente, un español como Blas de Lezo llevaría unas chinelas o unas botas adornadas con polainas y las imprescindibles medias que se llevaban en el siglo XVIII. La moda es cíclica y ojalá los creadores amplíen el abanico y vuelvan a poner de moda este tipo de artículos que llevaba el héroe de los mares.

No obstante, Las Blas satisfacen los gustos de cada español. Si eres purista podrás hacerte con unas zapatillas con los colores de la bandera de los Tercios Españoles. Blanco y burdeos, te los refrescamos, no vaya a ser que la izquierda traicionera haya borrado la impetuosa historia del imperio español.

“Blas de Lezo, sin dudarlo, entraría en batalla utilizando nuestras zapatillas, aunque solo se pondría una porque perdió su pierna izquierda luchando por España”

Sin embargo, el meollo del asunto es que el ilustrísimo almirante Blas de Lezo solo tenía una pierna por lo que le sería imposible llevar un par de estas deportivas creadas bajo su inspiración. No obstante, dejar un zapato en stock no es problema para estos aventureros empresarios puesto que para ellos “Blas de Lezo, sin dudarlo, entraría en batalla utilizando nuestras zapatillas, aunque solo se pondría una porque perdió su pierna izquierda luchando por España”. Esperemos que a Blas le llegue el zapato derecho porque sino vaya faena.

Santiago y Cierra, España.  

¿QUIÉN FUE BLAS DE LEZO A PARTE DE UNA ZAPATILLA?

Pero el héroe, Blas de Lezo y Olavarrieta fue mucho más que una zapatilla. El marino nació en Guipúzcoa en 1689 en el seno de una familiar de la pequeña nobleza vasca y falleció en Cartagena de Indias en 1741.

Según la Real Academia de la Historia, Lezo y Olavarrieta luchó en la batalla naval de Vélez Málaga el 24 de agosto de 1704. En este enfrentamiento, la pierna izquierda del marino fue alcanzada por una bala de cañón. Si hubiera llevado Las Blas otro gallo hubiera cantado. No obstante, su heroico comportamiento le llevó a que Luis XIV le ascendiera a alférez de vajel de alto bordo y Felipe V le concedió una merced de hábito.

Pero los grandes enemigos de Blas de Lezo han sido los ingleses. En las operaciones de bloqueo naval y asedio a Barcelona, el entonces alférez se distinguió combatiendo contra barcos británicos que le superaban en número. Incluso en otra acción contra navíos de la Armada de Saboya, fue herido en el ojo izquierdo perdiendo la visión en éste. Una pena, ya no podría visitar la web de Las Blas. Sin embargo, una vez más su lucha por España le sirvió para ser ascendido a teniente de vagel de guardacosta, posteriormente a capitán de fragata y después a capitán de navío.

Pero la lucha en cuerpo y alma del guipuzcoano no acabó ahi. En 1714, durante el asedio a Barcelona, al mando del Campanela, una bala de mosquete le dejó inútil el brazo derecho. Difícilmente se podría haber atado los cordones de Las Blas. No obstante, a pesar de ser cojo, tuerto y manco, el marino superó todas sus discapacidades para seguir luchando por la patria.

Sus desavenencias no le frenaron y el guipuzcoano decidió “hacer las Américas” con la escolta de la flota de los galeones. Luchó por el imperio español en Perú y estuvo tres años en misiones de patrulla y escolta en un océano paradójicamente llamado Pacífico. El almirante, a parte de ser una zapatilla, es considerado uno de los mejores estrategas que ha tenido la Armada Española desde que Felipe VI la fundara. Blas de Lezo fue el artífice de la defensa de Cartagena de Indias durante el asedio británico.

Su coraje, su lucha por España y su valentía han hecho que a escasos metros de Tirso De Molina, cuatro primos aventureros como él, hagan unas zapatillas homenajeándole. Eso sí, no te enfades Blas, que todos los españoles saben que eres mucho más que una zapatilla de deporte.