viernes, 14 mayo 2021 05:58

Bal cierra su campaña buscando movilizar a los indecisos, mantener la “concordia”

El candidato de Ciudadanos a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, Edmundo Bal, cierra este domingo su campaña en busca de movilizar a los indecisos y apelar a votantes de centroderecha y centroizquierda para evitar no llegar al corte del 5% y quedar fuera de la Asamblea.

La Plaza de la Villa será el escenario de la última llamada por la “concordia” de Cs antes del 4-M y Bal estará acompañado por la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, y la líder nacional del partido ‘naranja’, Inés Arrimadas, -dos figuras centrales en su campaña-, además de otros miembros de la Ejecutiva de la formación, eurodiputados y cargos de Cs.

Concluye de esta manera casi un mes de una intensa precampaña y campaña con la que Cs ha buscado dar a conocer a Bal, recién llegado del Congreso de los Diputados al escenario político madrileño tras el paso a un lado del exvicepresidente cesado Ignacio Aguado.

Así, se ha lanzado a mítines y encuentros en localidades como El Molar, Valdemoro, Rivas Vaciamadrid, Las Rozas y varios puntos de la capital, con el objetivo de mirar “a los ojos” a los ciudadanos en busca de “sus problemas” para plantear “soluciones”.

Esta política de utilidad ha sido uno de los principales ejes de la campaña, alejarse de lo que concibe como una “batalla polarizada” con “mensajes y eslóganes vacíos”. Una estrategia con la que buscaba poner en valor el “centro” frente a los “extremos”.

Algo que, según han asegurado desde el partido, ha surtido efecto y se aprecia “más afluencia a las carpas” que cuando arrancó la campaña, una tendencia “alcista” que podría asegurar su entrada en la Asamblea y que se habría cimentado tras el debate de Telemadrid en el que se habría explicitado “quién hace propuestas”.

Las encuestas no son favorables para el partido, ya que la inmensa mayoría les sitúan fuera del Parlamento madrileño, pero no así los ‘trackings’ internos que lo posicionan holgadamente por encima del 5%. “A mí me han puesto pocos cincos en la vida, soy más de 8 y 9. Salimos a por mucho”, ha aseverado en múltiples ocasiones el candidato de Cs.

Desde el partido consideran que la campaña ha salido “sin errores” y que el debate de la ‘Cadena Ser’ ayudó a mostrar al candidato como una persona de “consenso” y “concordia” en busca de evitar las “trincheras”.

Cree el propio Bal que al tener a un PP “en mano de Vox” y a PSOE y Podemos “en ‘pack'” esto ha permitido un “enorme espacio de centro” que podría seducir a los votantes moderados de ambas alas. Con ello, desde Cs confían en que esta subida permita volver a ser “clave” para determinar las políticas públicas en la Comunidad de Madrid y reeditar el “Gobierno de éxito” conformado por PP y Cs.

Este Ejecutivo es el que inspira con sus 155 puntos el programa de Ciudadanos que se reivindica en su gestión y recuerda que el “milagro económico de Madrid” tiene autoría ‘naranja’.

Ciudadanos se lanza así a una noche electoral en la que intentarán volver a la Asamblea de Madrid y a la Vicepresidencia, manteniendo el poder territorial de un partido que ha encadenado derrotas electorales desde 2019.